Deporte y Vida

ALERTA DROGAS

Hipertermia: el exceso de calor corporal que puede matar

Una joven argentina sufrió ‘hipertermia’ por una droga adulterada y su cuerpo no pudo soportar los 43 grados durante varios días, falleciendo desfigurada y quemada por dentro.

hipertermia
as.com

La hipertermia ocurre cuando la temperatura corporal asciende a niveles superiores a los normales y el sistema de termorregulación del cuerpo no puede funcionar correctamente. En este punto, el cuerpo no puede enfriarse solo, por lo que puede llegar a ser mortal si no se trata.

Algunos de los síntomas son el estrés por calor, la fatiga por calor, los mareos repentinos, los calambres por calor, el agotamiento por calor, incluso el golpe de calor también es una forma de hipertermia y puede ser mortal. Pero las drogas químicas también causan hipertermia.

Una joven argentina fallece abrasada por dentro

El drama llegó hace unos días en Mallorca cuando una joven argentina consumió una pastilla de lo que pensaba que era una droga sintética y acabó resultando ser matarratas. El resultado, tres días de agonía, y fallecimiento por hipertermia.

La situación fue dramática desde el momento en que los servicios sanitarios que la atendieron en un primer momento vieron rápidamente que no era un golpe de calor. Tras llevarla desde un concierto en una playa al hospital se dieron cuenta que no conseguían bajar la temperatura de 43 grados de ninguna manera.

Fue trasladada a Barcelona a otro hospital pero tras tres días sin conseguir ninguna mejoría, falleció. Desfigurada por completo y abrasada por dentro. Un drama que vuelve a poner el foco en las drogas sintéticas y en el abuso que los que las venden hacen cambiando productos, en este caso añadiendo matarratas para consumo humano.

Factores naturales que causan hipertermia

  • Las drogas sintéticas y los productos químicos no son los únicos que causan este exceso de calor corporal que hay que controlar rápidamente. Hay que vigilar y mucho:
  • Deshidratación
  • Los cambios en la piel relacionados con la edad, como complicaciones en la circulación sanguínea y glándulas sudoríparas deficientes.
  • Enfermedades cardíacas, pulmonares y renales, así como cualquier enfermedad que cause debilidad general o fiebre.
  • Presión arterial alta u otras afecciones que requieren cambios en la dieta. Las personas con dietas limitadas en sal pueden correr mayor riesgo.
  • Reducción de la sudoración, causada por medicamentos como diuréticos, sedantes, tranquilizantes y ciertos fármacos para el corazón y la presión arterial, hay que vigilar que no esté aumentado la temperatura por dentro.
  • Tomar diversos fármacos para distintas afecciones, hay que vigilar y hablar con un médico si es necesario.
  • El sobrepeso o un peso muy bajo también son factores.
  • Tomar bebidas alcohólicas en exceso puede alterar la temperatura corporal sobre todo en verano
  • Si se sospecha que alguien está sufriendo de una enfermedad relacionada con el calor, hay que avisar al 112 de manera inmediata, retirar a la persona del sol, llevarla a un lugar fresco, ofrecer agua, bañar o mojar con agua fría rápidamente, incluso con hielos en muñecas, cuello, axilas…