Deporte y Vida

NUTRICIÓN

Cómo elegir el mejor aguacate de temporada

agucate

Trops

En invierno el mejor aguacate que podemos consumir es el español y lo tiene que poner en la etiqueta; en otoño de Chile, en verano de Perú, siempre siguiendo el momento más óptimo de esta fruta o verdura.

Cuando va al supermercado puede que se pierda en los letreros; naranjas de Sudáfrica, piñas de Costa Rica, ciruelas de Portugal… ¿estarán todas estas frutas en su momento óptimo? Es el usuario el que debe tener la información para consumir cada producto en su mejor momento.

Por eso preguntamos a Enrique Colilles, Gerente de Trops, empresa española afincada en Málaga líder en el mercado en toda Europa de fruta tropical, aguacte y mangos sobre todo, para saber cuándo es temporada de aguacates, cómo saber si está maduro al tacto, y cómo elegirlo siguiendo las temporadas de esta fruta o verdura (recibe los dos calificativos indistintamente).

Y es que esta fruta de moda, además de haberse convertido en el primer producto agrícola presente en la Guía Michelín, tiene un valor nutricional que lo convierten en clave en la alimentación de deportistas, ideal para niños pequeños por su aporte de vitaminas, minerales, oligoelementos, además de ser verdaderamente versátil en la cocina de casa y la alta gastronomía.

¿Por qué cuesta tanto en supermercados de localidades pequeñas encontrar aguacate español?

El aguacate español es un aguacate de calidad superior, y que sale algo más caro de comprar para el supermercado que el aguacate de otros países, sin embargo la relación utilidad precio es mucho mejor para el consumidor. Me explico, al producirlo y recolectarlo en la costa de Málaga y de Granada principalmente aunque también tengamos producción en la Costa valenciana, en Cadiz y en Huelva, y estar tan cerca del mercado, de los consumidores, conseguimos una fruta homogénea en la maduración con una gran calidad de pulpa, todas las piezas de fruta están buenas.

¿Cuál es la característica básica del aguacate de Málaga?

El clima de Málaga es excepcional para el cultivo del aguacate, por ello el sabor de nuestro aguacate es reconocido, su cremosidad, su maduración homogénea, el clima que tenemos tan suave en invierno y no excesivamente caluroso en verano, lo suficientemente seco para que no tengamos el desarrollo de plagas y de hongos, y que por tanto sea un producto que no requiere del uso de plaguicidas. Nos proporciona un producto sano, exquisito y nutritivo.

El aguacate combina con casi todos los alimentos por su amplia versatilidad.

¿Cómo podemos saber la procedencia?

La procedencia es un dato obligatorio en el etiquetado de la fruta, pero es cierto que hay momentos del año en que en Málaga no tenemos aguacate, si lo tenemos de otros países con plenas garantías. Hoy en día y a causa de la globalización se está perdiendo el concepto de fruta de temporada. La virtud está en aprovechar las temporadas, en invierno el mejor aguacate que podemos consumir es el español y lo tiene que poner en la etiqueta.

Pero en los meses de verano tenemos el peruano, que también es exquisito y después en otoño el chileno, cada uno en su temporada y con el origen que tiene que estar perfectamente especificado en su etiqueta. Lo mejor para no equivocarse es tener una marca de referencia y que no te falle.

¿Qué debemos tener en cuenta en el sabor?

El aguacate para que esté bueno tiene que estar maduro, listo para comer; nosotros ya ponemos una etiqueta “listo para comer” o “ready to eat” en inglés, para que el consumidor no dude y pueda comprar el aguacate con plenas garantías, si no está bueno que lo devuelva y que le devuelvan el dinero.

Para saber que está en su punto si no tiene esa etiqueta hay que esperar a que la piel cambie de color a color oscuro y ceda ligeramente al tacto, es decir que esté un poquito blandito, en ese momento toca disfrutarlo.

Es una fruta que no le gusta el frío por lo que hay que evitar que esté por debajo de los 6-7 grados.