Deporte y Vida

SALUD

El cardo mariano y 6 posibles beneficios, según la ciencia

El cardo mariano y 6 posibles grandes beneficios, según la ciencia


Nominados al Oscar a mejor director 2019

Los ingredientes activos en el cardo mariano son un grupo de compuestos vegetales conocidos colectivamente como silimarina. Su remedio a base de hierbas se conoce como extracto de cardo mariano. El extracto de cardo mariano tiene una gran cantidad de silimarina (entre 65-80%) que se ha concentrado en la planta. Su función como protector del hígado, uno de sus principales beneficios, hace que muchos consumidores de esteroides anabólicos orales lo consuman.

De hecho, se ha usado tradicionalmente para tratar trastornos del hígado y la vesícula biliar, promover la producción de leche materna, prevenir y tratar el cáncer e incluso proteger el hígado de las mordeduras de serpientes, el alcohol y otros venenos ambientales. Te presentamos todos sus posibles beneficios, de acuerdo con la ciencia.

Protege el hígado

Se usa regularmente como una terapia complementaria por personas que tienen daño hepático debido a enfermedades como la enfermedad hepática alcohólica, la enfermedad del hígado graso no alcohólico, la hepatitis e incluso el cáncer de hígado.

Los estudios han demostrado mejoras en la función hepática en personas con enfermedades hepáticas que han tomado un suplemento de cardo mariano, lo que sugiere que podría ayudar a reducir la inflamación del hígado y el daño hepático. Aunque se necesita más investigación sobre cómo funciona, se cree que el cardo mariano reduce el daño al hígado causado por los radicales libres, que se producen cuando el hígado metaboliza sustancias tóxicas.

Efecto neuroprotector

El cardo mariano se ha utilizado como un remedio tradicional para afecciones neurológicas como el Alzheimer y la enfermedad de Parkinson durante más de dos mil años, como asevera este estudio.

Sus propiedades antiinflamatorias y antioxidantes hacen que sea posiblemente neuroprotector y podría ayudar a prevenir la disminución de la función cerebral que experimentamos a medida que envejecemos. Investigaciones también han demostrado que el cardo mariano puede reducir el número de placas amiloides en el cerebro de animales con la enfermedad de Alzheimer.

Prevención de enfermedades de los huesos

La osteoporosis es una enfermedad causada por la pérdida ósea progresiva. Por lo general, se desarrolla lentamente durante varios años y causa huesos débiles y frágiles que se rompen fácilmente, incluso después de pequeñas caídas.

El cardo mariano ha demostrado, en estudios experimentales en tubos de ensayo y en animales, que estimula la mineralización ósea y protege potencialmente contra la pérdida ósea. Sin embargo, actualmente no hay estudios en humanos, por lo que su efectividad no está clara.

Puede ayudar en el tratamiento del cáncer

Se ha sugerido que los efectos antioxidantes de la silimarina pueden tener algunos efectos contra el cáncer, lo que podría ser útil para las personas que reciben tratamiento contra el cáncer. Puede hacer que la quimioterapia funcione más eficazmente contra ciertos cánceres y, en algunas circunstancias, incluso destruir las células cancerosas, según algunos estudios realizados en animales. Sin embargo, se necesitan más estudios antes de que se pueda determinar cómo la silimarina se puede utilizar para ayudar a las personas que se someten al tratamiento contra el cáncer.

Ayuda a tratar el acné

El acné es una enfermedad inflamatoria crónica de la piel. Si bien no es peligroso, puede causar cicatrices. Las personas también pueden encontrarlo doloroso y preocuparse por sus efectos sobre la apariencia física.

Debido a sus efectos antioxidantes y antiinflamatorios, el cardo mariano puede ser un complemento útil para las personas con acné. Curiosamente, un estudio encontró que las personas con acné que tomaron 210 gramos de silimarina por día durante 8 semanas experimentaron una disminución del 53% en las lesiones de acné.

Para personas con diabetes

El cardo mariano puede ser una terapia complementaria útil para ayudar a controlar la diabetes tipo 2. Se ha descubierto, según una investigación que uno de los compuestos en el cardo mariano puede funcionar de manera similar a algunos medicamentos para la diabetes al ayudar a mejorar la sensibilidad a la insulina y disminuir el azúcar en la sangre. Además, las propiedades antioxidantes y antiinflamatorias del cardo mariano también pueden ser útiles para reducir el riesgo de desarrollar complicaciones diabéticas, como la enfermedad renal.