NBA | CLIPPERS 100 - NUGGETS 103

Un monstruo llamado Jokic

Con 26 puntos, 22 rebotes y 8 asistencias, Nikola Jokic sentencia a unos Clippers que ganaban de 9 a 9 minutos del final. Campazzo, entre luces y sombras.

0
Con 26 puntos, 22 rebotes y 8 asistencias, Nikola Jokic sentencia a unos Clippers que ganaban de 9 a 9 minutos del final. Campazzo, entre luces y sombras.
Gary A. Vasquez USA TODAY Sports

Entre tanta exhibición de Stephen Curry y Kevin Durant, poca gente habla de Nikola Jokic. Quizá (solo quizá), la ausencia de Jamal Murray le ha quitado hype a los Nuggets, que no parten como favoritos al anillo ni como candidatos a no ser que el base, que regresará a las canchas como pronto en abril, lo haga con una conexión con sus compañeros y un nivel espectacular. Poca gente cuenta con eso mientras el equipo de Colorado trata de sobrevivir: limitados, entre luces y sombras, lógicamente irregulares y liderados por todo un héroe como Jokic. El serbio, actual MVP de la temporada, es tercero en las votaciones para repetir un premio que, si todo sigue como hasta ahora, se llevarán Curry o Durant. Pero no deja de ser asombroso la capacidad de resiliencia de un pívot que lo aguanta todo, está una cantidad ingente de minutos en pista si es necesario (la forma de gestionar su tiempo en pista por parte de Mike Malone es extraordinaria) y sigue siendo capaz de producir a pesar de que todos sus rivales saben que (casi) todo el peligro sale de su persona.

El año pasado, en el que se llevó su primer MVP de la temporada (el tercero para un europeo tras Dirk Nowitzki en 2007 y Giannis Antetokounmpo por partida doble), Jokic promedió 26,4 puntos, 10,8 rebotes y 8,3 asistencias. En el presente curso, está en 25,9 tantos, atrapa 13,5 rebotes por partido (el tope de su carrera) y reparte 7,2 pases de canasta. Lo hace con mejor porcentaje en tiros de campo (57,5%) y lanza algo peor de tres, pero intentando un lanzamiento exterior más por partido. Y lleva, cerca de los 27 años, 23 dobles-dobles y 6 triples-dobles en 27 partidos. El año pasado, en el que disputó los 72 encuentros que tenía la temporada, sumó 60 dobles-dobles y 16 triples-dobles. Números extraordinarios para un jugador que todavía es insultantemente joven, se exhibe con naturalidad y tiene una capacidad de liderazgo propia de estrellas con más edad, a pesar de que todavía tiene que controlar sus obvios episodios de inmadurez que le han pasado factura en forma de técnicas y sanciones. Una cosa es protestar y otra es el cómo. Eso es clave.

Ante los Clippers, el equipo de Denver sumó una victoria importante que, en determinados momentos, estuvo muy lejos de llegar: 100-103 tras ir 91-82 abajo con tan solo 9 minutos para el final, la máxima diferencia que habían tenido los angelinos en todo el partido. Los Nuggets llegaron a mandar por 17, pero se quedaron en 15 ignominiosos puntos en el tercer periodo y permitieron a los de Tyronn Lue dar la vuelta al partido. Eso sí, el connunto visitante consiguió reforzarse en el periodo final, apretó en defensa y le dio la vuelta al encuentro con un parcial de 21-9 que inclinó definitivamente la balanza. Un triple de Austin Rivers ponía el 95-101, pero un mate de Terance Mann y un triple desde la esquina de Luke Kennard lo dejaban todo por decidir con menos de 20 segundos para el final. En las últimas, tiros libres para Jokic sin fallo y triple sin suerte del rookie Brandon Boston Jr., elegido por Lue para forzar la prórroga. Y partido par alos Nuggets, claro.

El mejor, que nadie se haga el sorprendido, fue Nikola Jokic: 26 puntos, 22 rebotes, 8 asistencias, 2 robos y 2 tapones para el gigante serbio, que no estuvo especialmente bien en el tiro (9 de 24) pero volvió a ser el ídolo y el héroe de los suyos. 17 de Will Barton, 12 de Rivers (clave su triple al final), 12 de Monte Morris y minutos para Campazzo (casi 17), que alternó momentos buenos y otros de nunlo protagonismo: 5 puntos, 3 asistencias, 2 robos y 5 faltas personales para él. Morris le ha comido definitivamente la tostada al argentino, que si no es traspasado en febrero tendrá un rol mucho más residual cuando regrese Murray. Hasta entonces, sigue teniendo tiempo. Para los Clippers, el mejor fue Eric Bledsoe (han leído bien), con 18 tantos, 10 asistencias y 5 robos. Y las bajas siguen siendo el pan de cada día para los angelinos, que poco más pueden hacer: Jay Scrubb, Reggie Jackson, Kawhi Leonard, Marcus Morris Sr., Paul George, Isaiah Hartenstein y Jason Preston están fuera de juego. 4 derrotas en 5 partidos para ellos. Y una nueva víctima para Nikola Jokic. Un verdadero monstruo. Una palabra usada (la de monstruo) con total connotación positiva, claro.