NBA

El piloto del accidente de Bryant habría estado desorientado

El piloto estaba confundido en el momento del accidente que causó la muerte de Kobe Bryant, ya que informó que estaba ascendiendo cuando en realidad estaba descendiendo.

Accidente de helicóptero que causó la muerte de Kobe Bryant.
REUTERS

El piloto del helicóptero que se estrelló en una colina en medio de la niebla, causando la muerte de Kobe Bryant y otros siete pasajeros, estaba confundido en el momento del accidente, ya que informó que estaba ascendiendo cuando en realidad estaba descendiendo. Esta información ha sido dada a conocer los investigadores federales en documentos publicados este miércoles.

El piloto Ara Zobayan comunicó por radio a los controladores de tránsito aéreo que estaba subiendo a 4.000 pies para superar las nubes, cuando en realidad el helicóptero se precipitaba hacia una colina donde se estrelló al noroeste de Los Ángeles

El informe de la Junta Nacional de Seguridad en el Transporte dijo que Zobayan pudo haber "percibido mal" los ángulos en los que estaba descendiendo y ladeando. Es algo que puede suceder cuando un piloto se desorienta y hay poca visibilidad. "Los ángulos aparentes calculados en este momento muestran que el piloto podría haber percibido erróneamente los ángulos de cabeceo y balanceo", indicó un informe. El texto agrega que "durante el descenso final, el piloto, respondiendo (al control de tráfico aéreo), declaró que estaban subiendo a cuatro mil".

Las 1.700 páginas del informe no ofrecen sin embargo una conclusión de la causa del accidente, sino que compilan otros informes previos de distintas fuentes. Las causas del accidente se darán a conocer cuando se hayan estudiado y valorado todas las hipótesis y analizado los datos que hay en poder de los investigadores federales.

La NTSB dijo que no había signos de fallo del motor en el Sikorsky S-76 y que el rotor estaba girando justo antes de tocar el suelo a unas 184 millas por hora (296 kilómetros por hora). El impacto causó un cráter y escombros dispersos sobre un área del tamaño de un campo de fútbol.

Bryant, su hija de 13 años, Gianna, y seis de sus amigos perdieron la vida, al igual que el piloto. Unos 45 minutos antes del despegue, Zobayan envió un texto a un grupo de personas que supervisaban el vuelo diciendo que el clima estaba "bien". Richard Webb, propietario de OC Helicopters, que reservó el vuelo, estuvo de acuerdo.

Zobayan despegó del aeropuerto John Wayne en el Condado Orange a las 9:06 a.m. con los ocho pasajeros que había volado el día anterior al mismo destino, en donde se realizaba un torneo de baloncesto femenino en la academia deportiva de Bryant, en Thousand Oaks. Cuando el helicóptero no aterrizó en una coordinada determinada, un ejecutivo de la compañía que operaba la nave comenzó una búsqueda en el software de rastreo y envió otro helicóptero para buscarlo. "Sin embargo, lo extraño es que el rastreador se había detenido a las 9:45 a.m., lo cual no es normal y estábamos tratando de comunicarnos con Ara por radio", señaló Whitney Bagge, vicepresidenta de Island Express Helicopters. "Seguí actualizando el rastreador, rezando para que todos estuvieran bien", dijo.

Los investigadores de NTSB entrevistaron a cuatro pilotos actuales y uno anterior para Island Express y, aunque algunos elogiaron a la compañía, otros dijeron que la cultura de seguridad podría haber sido mejor, según los informes. Es más, un piloto dijo que la compañía no tenía un programa de gestión de seguridad real.

Sin embargo, la compañía dijo que no tenía problemas para cancelar vuelos si hacía mal tiempo. Citó seis vuelos que efectivamente canceló para la estrella de Los Clippers, Kawhi Leonard, y uno para la celebridad Kylie Jenner, que habría usado el mismo helicóptero. Island Express reportó 150 cancelaciones de vuelos debido al clima el año pasado y otras 13 cancelaciones en 2020, todas registradas en los dos días previos al vuelo fatal de Bryant.

La tarde antes del vuelo, después de llevar a los Bryant y sus invitados al Condado Orange, Zobayan envió un mensaje, diciendo que acababa de verificar el clima para su próximo vuelo y que "no era el mejor día, pero no es tan malo como hoy". La salida del vuelo del sábado por la mañana se retrasó 15 minutos por el clima, dijo Brady, quien agregó que el horario original de vuelo para el domingo era a las 9:45 a.m., pero Bryant lo reprogramó para las 9 a.m. porque quería ver jugar a otro equipo antes del partido de su hija.

La viuda de Bryant, Vanessa, ha demando al piloto, a Island Express y al propietario de la nave por negligencia. El hermano de Zobayan respondió en una corte que Bryant conocía los riesgos de volar en helicóptero. Por su parte Island Express Helicopters Inc. ha negado la responsabilidad, llamando al accidente "un acto de Dios" más allá de su control.