NBA | ATLANTA HAWKS 108-SAN ANTONIO SPURS 100

Trae Young regresa (29+13) y los Hawks vuelan de nuevo

El base, que se perdió los dos últimos partidos por una lesión en el tobillo, jugó limitado a 30 minutos. Atlanta ganó de nuevo tras tres derrotas.

Trae Young, tras anotar un triple frente a San Antonio Spurs.
Kevin C. Cox AFP

Atlanta Hawks regresó a la senda de la victoria. Tras tres derrotas consecutivas, la franquicia de Georgia ganó a San Antonio Spurs con un soberbio último cuarto (parcial 38-22) en el regreso a la pista de Trae Young y unas horas después de la sanción de 25 partidos a John Collins por dar positivo en una hormona del crecimiento. Un golpe duro para el equipo: detrás del base, el ala-pívot era el jugador más importante de la plantilla con 17 puntos y 8,8 rebotes de media por encuentro en 32,2 minutos sobre la pista.

Su ausencia se notó de salida. Los Spurs controlaron el marcador de un partido que se mantuvo igualado en casi todas sus fases. La vuelta de Young (limitado a 30 minutos) permitió a los Hawks dar respuesta a los hombres de Gregg Popovich. El sophomore se centró en la distribución en la primera parte y en los seis minutos iniciales del duelo ya había repartido 5 de las 13 asistencias con las que cerró el triunfo. En la segunda, se desató en ataque: 28 de sus 29 puntos llegaron en los 24 minutos finales con un 5 de 10 triples. “Tenía frío en la primera mitad y, probablemente, se estaba quitando un poco de óxido. En la segunda estuvo genial. Jugó con confianza e hizo un gran trabajo”, alabó Pop a su rival.

La actuación de Trae Young

Parker ayudó a Young a que Atlanta cosechará su tercera victoria de la temporada con 19 tantos y 8 rebotes. El ala-pívot, un gigante si lo comparamos con la imagen que dejó en Chicago el pasado curso, fue el encargo de reemplazar a Collins en el cinco titular. El veterano Vince Carter también fue importante en momentos claves del último cuarto.

Por su parte, los Spurs sumaron su segunda derrota seguida, la tercera en cuatro encuentros a pesar de llegar al descanso por delante y estirar su ventaja hasta la 10 tantos a finales del tercer cuarto (68-78). Su 8 de 33 desde el perímetro fue una condena para los texanos, que vieron como DeRozan se fue hasta los 22 puntos y Forbes, a los 17. LaMarcus Aldridge se quedó en tan solo 14.