Competición
  • LaLiga Santander
  • LaLiga SmartBank
  • Liga Endesa ACB
  • Premier League
  • Serie A
  • Bundesliga
  • Liga Portuguesa
  • Liga Holandesa
LaLiga Santander
LaLiga SmartBank
Lugo Lugo LUG

-

Albacete Albacete ALB

-

Liga Endesa ACB
Iberostar Tenerife TEN

-

Movistar Estudiantes EST

-

Casademont Zaragoza ZAR

-

Herbalife Gran Canaria CAN

-

San Pablo Burgos BUR

-

Joventut Badalona JOV

-

Coosur Real Betis BET

-

Unicaja MAL

-

Liga Holandesa
Fortuna Sittard Fortuna Sittard FSI

-

Vitesse Vitesse VIT

-

Feyenoord Feyenoord FEY

-

Heerenveen Heerenveen HEE

-

Twente Twente TWE

-

Groningen Groningen GRO

-

AZ Alkmaar AZ Alkmaar AZ

-

Willem II Willem II WII

-

MERCADO NBA

Los Rockets fichan a un número 1 del 'draft': llega Anthony Bennett

El ala-pívot canadiense, elegido en primera posición por los Cavs en 2013, podría tener una nueva oportunidad en la NBA de la mano de los texanos.

Los Rockets fichan a un número 1 del 'draft': llega Anthony Bennett
Tom Szczerbowski USA Today Sports

En algunas ocasiones, la NBA es capaz de conceder segundas oportunidades a algunos jugadores, y de entre todas las franquicias de la liga han sido los Rockets los que lo han hecho posible. El bloque texano sigue moviéndose como pez en el agua por el mercado de verano y tras hacerse en el día de ayer con Russell Westbrook (vía intercambio) y Tyson Chandler, hoy, según avanzó Shams Charania (The Athletic) han ofrecido un contrato no garantizado al que fue número uno del draft en 2013: Anthony Bennett.

Este ala-pívot, elegido en su día (por los Cleveland Cavaliers) por delante de jugadores como Victor Oladipo, C.J. McCollum o el actual MVP de la NBA Giannis Antetokounmpo, terminó convirtiéndose en uno de los peores nº1 del draft de la historia. A parte de la franquicia de Ohio, Bennett ha jugado en Minnesota Timberwolves, Toronto Raptors y Brooklyn Nets. En cada una de ellas jugó una temporada y en las tres últimas fue cortado por el equipo. Fue en 2017 cuando cerró su primera etapa en la NBA y probó suerte en Europa, fichando por el Fenerbahçe turco, equipo con el que ganó la Euroliga. Cuatro meses después de desembarcar en Estambul, volvió a Estados Unidos para competir en la liga de desarrollo.

El canadiense suma un total de 151 partidos en sus cuatro temporadas en la NBA, donde promedió 4,4 puntos y 3,1 rebotes en casi 13 minutos por encuentro. Unas cifras tremendamente alejadas de lo que se esperaba que aportase como profesional. Ahora, dos años después, volverá a gozar de una nueva oportunidad, al menos durante la pretemporada, para volver a la mejor liga del mundo. Quién sabe hasta qué punto la podrá aprovechar.