GASTRONOMÍA

Paschi Cocina Peruana y Pisco Bar, la propuesta culinaria que nos traslada a la selva amazónica

Un excelente referente de la gastronomía peruana gracias a los excelentes platos con los que Jonathan Ordóñez logra sorprendernos y conquistarnos desde el primer bocado.

Paschi Cocina Peruana y Pisco Bar, la propuesta culinaria que nos traslada a la selva amazónica

Paschi ha logrado convertirse en uno de los restaurantes peruanos mejor valorados de la capital. Situado a pocos kilómetros de Madrid, concretamente en la animada zona de la Avenida de Europa de Pozuelo de Alarcón, conviene reservar mesa para no darse el paseo en balde.

Un pequeño y acogedor restaurante, con una agradable terraza dónde disfrutar de todo el sabor de Perú, a través de una original carta que su chef, el jovencísimo Jonathan Ordóñez, no cesa de mejorar. Presentaciones que son un verdadero espectáculo y propuestas originales, rebosantes de exóticos matices que constituyen una maravillosa y deliciosa tentación.

Una experiencia gastronómica inolvidable

El nombre, Paschi, que en la cultura Inca significa gratitud, inspira la filosofía del restaurante. Eternamente agradecidos, traspasar el umbral de Paschi significa toparse con una amplia sonrisa y un servicio ejemplar que gustosamente se ofrece a guiarnos por los recovecos de su propuesta culinaria.

Una experiencia gastronómica inolvidable que nos traslada a exóticos destinos a través de sus platos que, uno tras otro, nos van enganchando cada vez más. Al frente, Zoraida, dueña y directora del local, nos transmite con un desbordante entusiasmo la esencia de Paschi. Un negocio familiar. Un sueño hecho realidad. Y siempre, ante todo, un afán de superación que logra que cada vez que vamos, logre enamorarnos un poquito más, si cabe.

Hacía varios meses que no visitábamos Paschi y optamos, una vez más por dejarnos sorprender. Comenzamos con un original y sabroso aperitivo de puerro asado con alioli de ají panca, y su ya famosa mantequilla tostada acompañada de un delicioso panecillo de jenjibre, nueces y lima.

Los cucuruchos de nikkei con tartar de salmón, crema de aguacate y crema miso con huevas de pez volador, que nos trajeron a continuación causaron verdadero furor y dieron paso a unas innovadoras croquetas de ají de gallina con salsa de aceitunas moradas. Elaboradas sin la consabida bechamel nos resultaron verdaderamente maravillosas y la salsa que las acompaña es un auténtico espectáculo.

Continuamos con un riquísimo ceviche clásico de corvina con leche de tigre, que no puede faltar cuando se visita Paschi y nos dieron la opción de añadirle un toque más de picante, con una salsa que sinceramente nos conquistó de inmediato. También resulta muy recomendable el plato de atún chifero salteado al wok con fideos chinos, encurtido de rabanitos y salsa de pimientos, acompañado de arroz con sésamo y cebollino, que desembocó en un inolvidable ají de gallina. Una explosión de sabor en boca, con matices crujientes y un intenso sabor que podemos afirmar que constituye una auténtica delicia.

Aunque ya conocíamos sus carrilleras de cerdo en salsa de adobo con crema de rocoto con verduras baby y salsa chalaquita, no pudimos resistir la tentación y en esta ocasión le aportamos un puntito más de picante que realza el sabor de la carne y lo complementa a las mil maravillas.

Para terminar

Para finalizar nos sorprendieron con varios dulces. En primer lugar, un rico postre de algarrobo con helado de algarrobina, merengue, bizcocho y arándanos flambeado con pisco que, vino seguido de una propuesta arriesgada que se ha convertido en uno de los postres más característicos de Paschi. El postre de cacao y montaña. Chocolate y setas. Chocante, pero impresionante. Se saborea y engancha. Por último, unas crujientes y exquisitas rocas de chocolate, en una cuidada presentación que constituye una verdadera obra de arte.

Paschi, un restaurante que rebosa amor, logrando conquistarnos con cada plato, trasladándonos a lejanos y maravillosos parajes, a través de estudiados sabores y matices que logran tentarnos y seducirnos para finalmente... Enamorarnos.

Paschi Cocina Peruana y Pisco Bar

Dirección: Calle Oslo, 1, 28224 Pozuelo de Alarcón, Madrid

Teléfono: 912 54 20 96

Precio medio: 40€