ROMANCE

Cristian Suescun, cazado con una participante de 'La isla de las tentaciones'

El Maestro Joao mostró unas imágenes del exconcursante de 'La casa fuerte' acompañado de Andreína, una de las solteras más populares del programa.

Cristian Suescun, cazado con una participante de 'La isla de las tentaciones'

Cristian Suescun ha vivido un año televisivo inolvidable participando primero en 'Supervivientes 2020' y posteriormente en 'La casa fuerte', siendo en este último donde fue duramente criticado por su romance con Yola Berrocal mientras su novia le esperaba fuera. El hermano de Sofía, la denominada 'reina de los realities', terminó su relación con Jessica Reina pero podría tener de nuevo el corazón ocupado con una conocida participante de 'La isla de las tentaciones'.

Ha sido el Maestro Joao el que ha difundido unos vídeos del concursante en actitud cariñosa junto a Andreína, una de las solteras con más protagonismo por convertirse en una de las primeras tentaciones para Ismael. La pareja compartió una velada con el vidente el pasado fin de semana y se puede observar que ambos están muy acaramelados disfrutando de la compañía del otro tras hacer historia en Telecinco.

El joven de Pamplona disfrutaría así de una relación feliz en medio de su tormentoso enfrentamiento con su madre Maite Galdeano. Cristian entró junto a ella en 'La casa fuerte' para intentar mejorar el trato entre ellos, y por momentos parecía que lo podrían conseguir. Sin embargo, nada más abandonar el reality, volvieron a sacar los cuchillos, especialmente Maite: "Me da asco, porque es un calco de su padre, que casi me asesina", expresó en una entrevista para la revista Lecturas.

"Prefiero no ser madre y decir que ya no es mi hijo. No quiero saber nada de él. Él pertenece a los muertos de mi exmarido. Siempre me trae mala suerte, hasta me han robado en casa, y con él solo me pasan cosas negativas. Por eso siento tanto rechazo hacia él", continuó expresando con unas declaraciones durísimas para su hijo, que intenta buscar ahora el amor en manos de Andreína.