EN MALLORCA

Así es 'El Manantial', la casa familiar que sirve de refugio para Ana Obregón

La actriz vive su verano más difícil casi dos meses después de la muerte de su hijo Álex y se ha desplazado a Mallorca para apoyarse en su familia.

Así es 'El Manantial', la casa familiar que sirve de refugio para Ana Obregón

Después de que hayan pasado casi dos meses del golpe más duro de su vida, Ana Obregón ha decidido refugiarse junto a sus seres queridos en la maravillosa vivienda familiar que posee en Mallorca con el nombre de 'El Manantial'. La actriz tendrá que hacer frente a su verano más difícil, el primero tras el triste fallecimiento de su hijo Álex, para el que no ha dejado de tener emotivas palabras desde que partió de manera temprana: "Vivirá siempre en el corazón mutilado de los que le queremos", expresaba hace tan solo una semana.

Por eso, mientras intenta sacar fuerzas para superar la pérdida o al menos para aprender a vivir con ella, Ana se ha desplazado al lugar que su padre construyó en los años setenta y que ha servido de espacio para el relax y la tranquilidad de la popular artista durante. Allí, además, ha disfrutado de muchos veranos junto a su pequeño, junto a sus padres y junto a su familia, y con ellos pretende superar el período de duelo antes de su vuelta a Madrid.

La vivienda está situada en los majestuosos acantilados de Costa dels Pins, un exclusivo emplazamiento con una bella ladera montañosa por la que Obregón ha disfrutado de varios paseos junto a su hermana Amalia. Antonio, padre de Ana, explicó para el diario Última hora que ha viajado a este lugar cada año y no se le pasa por la cabeza dejar de hacerlo: "No he faltado ni un año y seguiré viviendo mientras viva". Algo similar a lo que le ocurre a su hija.

Ver esta publicación en Instagram

He believed he could , so he did. @alessandrolequiojr #felicidad 👏💪❤️

Una publicación compartida de Ana_Obregon Oficial (@ana_obregon_oficial) el

El hogar de Ana Obregón para los próximos meses cuenta con 1.000 metros cuadrados de terreno, con unas espectaculares vistas al mar y con todas las comodidades para disfrutar del verano en la mejor compañía. "Admirando el espectáculo que es la vida y los atardeceres mágicos que siempre han estado y que antes de aventura no sabía apreciar", escribía el pasado año en la zona exterior de la casa. En su interior, dispone de siete dormitorios con baño propio y vistas al mar.