GRAMMY LATINOS

El preocupante estado de Miguel Bosé tras su paso por los Grammy Latinos

Miguel Bosé en los Grammy Latinos 2018.

MIKE NELSON

EFE

El cantante fue el encargado de entregar uno de los premios a Maná y sorprendió por su manera de hablar.

Miguel Bosé fue uno de los invitados por la organización de los Grammy Latinos para hacer entrega de los premios. Pese a que el protagonismo del galardón era para la banda mexicana Maná, Bosé no pudo evitar acaparar la atención tras presentar el premio Persona del año. Su forma de expresarse hizo que las redes sociales se alarmasen por su estado.

El cantante de 62 años se subió al escenario y presentó a Maná. "Para alguno de nosotros el arte sólo tiene sentido si está unido a nuestro corazón y a nuestras acciones", comenzó Bosé su presentación. La voz del cantante no sólo sorprendió por estar roca; también por las pausas que realizó y su manera de mover la boca.

"Hoy estamos reconociendo a una banda que con su arte ayuda a que vivamos en un mundo mucho mejor", concluyó el cantante nacido en Panamá. Las redes no tardaron en hacerse eco del momento de Bosé en la gala, llegando a preguntarse qué le ocurría al cantante.

Su momento en los Grammy supone su reaparición pública después de que se anunciase su separación de Nacho Palau, el hombre con el que había mantenido una relación de 26 años y también se descubriese el propio romance, ya que tanto Palau como Bosé lo habían mantenido en el más estricto secreto.

La figura de Palau saltó a la luz pública después de que su despacho de abogados emitiese un comunicado en el que se confirmaba la "interposición de acciones judiciales necesarias para la defensa y protección de sus intereses y, fundamentalmente, los de sus hijos menores".