CAMPANADAS

¿Nuevo plagio en el vestido de Nochevieja de Cristina Pedroche?


Afirman que Luisito Comunica engañó a su novia 'La Chule'

Cristina Pedroche en la Puerta del Sol durante las Campanadas de 2018.
INSTAGRAM

La resaca del final de un año y el inicio del otro vuelve a dejar a Cristina Pedroche como principal protagonista televisiva. La presentadora de Atresmedia volvió a presentar las Campanadas en Antena 3 y volvió a sorprender con su vestido, convertido ya en una tradición. Horas después de su aparición también llega la pregunta que se ha repetido en los últimos dos años: ¿hubo plagio del vestido?

El estilista y diseñador español Ralph Frew denunció el año pasado en redes sociales que el vestido que había portado la presentadora y que había firmado Hervé con Pronovias era un plagio. "Una copia baratísima de un body corset de Míster Pearl", explicó en aquel momento. Un año después y tras semanas de enigmas con respecto al diseño del vestido de este 2018, la palabra plagio vuelve a resurgir.

Pedroche confió de nuevo en Pronovias y Hervé para su look y la vallecana apareció en antena con un vestido en el que las transparencias volvieron a tomar el protagonismo y en el que imperaban bordados en blanco. El vestido, parecido al que lució en 2016, tenía un parecido más que evidente con una de las propuestas del joven diseñador canario Yoshua Velázquez.

Poco después de quitarse el vestido rojo con el que cubrió el mono con el que apareció en las campanadas, las comparaciones comenzaron a aparecer. Lejos de resultar una apuesta novedosa, muchos apuntaron a su parecido con un diseño similar al que había lucido Beyoncé en los Grammy de 2014.

Pese a que el estilo era similar, el modelo con el que apareció la cantante estadounidense era acabado en falda. No así el que compartió la cantante Irene Iglesias en su cuenta de Instagram y que comparó con el de Pedroche. "O sea... Pedroche, ¡deja de seguirme en insta de este modo y copiarme los modelitos! Me encanta, ¡claro!", expresó en su cuenta de Instagram Iglesias, haciendo ver que la sorpresa de Pedroche en el balcón de Antena 3 al menos estaba desprovista de originalidad.