DURO COMUNICADO

Jennifer Aniston: “¿Embarazada? Lo que estoy es harta”

La actriz ha escrito un comunicado negando su embarazo, criticando el sensacionalismo de los medios y llamando a la concienciación de la sociedad en general.

Jennifer Aniston: “¿Embarazada? Lo que estoy es harta”
Richard Shotwell Richard Shotwell/Invision/AP

En las últimas semanas los medios de todo el mundo han especulado sobre el embarazo de Jennifer Aniston. El rumor surgió a raíz de unas fotografías suyas en la playa, con una discreta barriguita, y desde entonces la actriz ha protagonizado innumerables portadas sobre la supuesta llegada de su primer bebé a sus 47 años de edad.

A lo largo de este tiempo, la actriz se ha mantenido ajena al rumor sin mencionarse para nada al respecto. Sin embargo, Aniston ha decidido pronunciarse sobre el tema desmintiendo la información, criticando el sensacionalismo de los medios y llamando a la concienciación de la sociedad en general en un comunicado publicado en The Huffington Post.

 

Comienzo del comunicado

La actriz de Friends comienza señalando que nunca antes ha rebatido un cotilleo pero que “quería formar parte de una amplia conversación que ya se ha entablado y debe continuar”. Aniston continúa negando la mayor y expresando su hartazgo ante las informaciones periodísticas que no valoran el sentir de sus protagonistas.

“Para que conste: no estoy embarazada. Lo que estoy es harta. Harta de ese escrutinio y de ese afán por hacer sentir mal a alguien por su cuerpo con el pretexto de estar haciendo periodismo, el primer artículo de la Constitución de las noticias de famosos”, escribe la actriz.

A continuación, Aniston menciona la agresividad de los paparazzis, que anteponen la seguridad pública a su labor de sacar una fotografía. Sin embargo, no se detiene sobre el tema pues la intención de la actriz en este su comunicado: llamar a la reflexión sobre lo que representan los tabloides para la sociedad en general.


El peligro de los medios y su cambio de percepción

En este aspecto, Aniston recalca la imagen con que los medios reflejan a las mujeres, basada en un patrón de belleza ‘retorcido’ y peligroso, y reflexiona sobre la influencia de los medios en las niñas de temprana edad.

“La cosificación y el escrutinio a los que sometemos a las mujeres es absurdo y alarmante. La forma en que los medios me muestran es simplemente un reflejo de cómo vemos y describimos a las mujeres en general, con la medida de unos retorcidos estándares de belleza”.

“El mensaje de que las niñas no son guapas a menos que estén súper delgadas, de que no merecen nuestra atención a menos que tengan el aspecto de una supermodelo o una actriz de portada de revista es algo en lo que todos estamos implicados. Esta forma de condicionarlas es algo que las chicas llevarán consigo hasta la edad adulta. Usamos estas noticias de celebrities para perpetuar esta visión deshumanizadora de las mujeres que se centra sólo en la apariencia física, y que se ha convertido en el deporte favorito de los tabloides en cuanto a especulación", sostiene la actriz.

Aniston continúa su comunicado explicando que en un principio comparaba los tabloides con los cómics pero que ya no puede hacerlo más porque “el acoso y la cosificación que he experimentado de primera mano desde hace décadas refleja la forma retorcida en que calculamos el valor de una mujer”.


Las mujeres no han de ser madres para ser completas

En este momento, la actriz reflexiona sobre el valor que se le da a las mujeres por el hecho de ser madres y critica la cantidad de recursos que ha puesto la prensa a su alcance para confirmar su embarazo.

“Somos completas con o sin pareja, con o sin hijos. Tenemos que decidir por nosotras mismas qué es bello en lo que a nuestro cuerpo se refiere. Esta decisión es nuestra y sólo nuestra”, afirma la actriz.

Refiriéndose a su caso personal, Aniston apunta que no descarta ser madre y que en ese caso y, “como pasa siempre”, “seréis los primeros en enteraros”. Pero deja claro que no lo está buscando porque se sienta incompleta y que le molesta que le “hagan sentir inferior” por su cuerpo y que le lleguen numerosas felicitaciones por un embarazo ficticio.

 

Llamada a la reflexión

Para concluir Aniston llama a la reflexión de la sociedad ante las informaciones de los medios ya que “las prácticas de los tabloides (por mucho que sean peligrosas) no cambiarán, al menos no en poco tiempo”.

“Lo que puede cambiar es nuestra conciencia y nuestra reacción a los mensajes tóxicos envueltos en estas aparentemente inofensivas historias que se presentan como una certeza y que moldean nuestra idea de quién somos. Tenemos que decidir hasta qué punto nos tragamos lo que nos venden (y hasta qué punto contribuimos a ello) y quizá algún día los tabloides se vean obligados a ver el mundo a través de unas lentes diferentes, más humanas, porque los consumidores simplemente han dejado de comprar esta mierda”, sentencia la actriz.