US OPEN

Djokovic, a dos pasos del 21º Slam y de ganar los cuatro en 2021

Después de brillar ante Berrettini en cuartos, el serbio se mide con Zverev por un puesto en la final. Medvedev va por el otro ante Felix Auger-Aliassime (21:00, Eurosport).

0
Djokovic, a dos pasos del 21º tútulo y del Grand Slam
US Open

Aunque no quiere ni oír hablar de ello, lo cierto es que Novak Djokovic está a dos pasos de levantar en Nueva York su 21º trofeo de Grand Slam, con el que desharía el empate a 20 que mantiene con Nadal y Federer, y también de ganar los cuatro majors, Australia, Roland Garros, Wimbledon y US Open, en un mismo año, algo que sólo han logrado Steffi Graf, Margaret Court, Rod Laver, Don Budge y Maureen Connolly.

El serbio elevó su nivel para remontar en cuartos contra el italiano Matteo ­Berrettini (5-7, 6-2, 6-2 y 6-3) y se enfrenta este viernes (01:00, Eurosport) en semifinales a Alexander Zverev, que llega en su mejor estado de forma, en racha de 16 victorias, con el oro olímpico y el Masters 1.000 de Cincinnati en las alforjas. Además, ganó al número uno del mundo hace unas semanas en Tokio y sólo ha perdido un set en el torneo.

Se encontrará, eso sí, con un Djokovic crecido que ofreció una actuación memorable al resto frente a Berrettini, aunque tuvo que invertir tres horas y media en pista, que se suman a las 10:25 que acumuló en los cuatro partidos anteriores en los que jugó al ralentí y cedió tres mangas. El alemán lleva 9:23 y tiene 24 años, diez menos que el balcánico, que está harto de que le mencionen el asunto de los récords: "Sólo hablo del próximo partido, no me preguntes por la historia, no quiero pensar en eso, sé que está ahí, pero vamos paso a paso", le dijo a Patrick McEnroe durante la entrevista en la Arthur Ashe. Después, en rueda de prensa, explicó su reacción: "Ya he respondido a esa pregunta muchas veces, es comprensible. Pero ya tuve suficiente. Si empiezo a pensar mucho sobre eso me agobia mentalmente".

Público molesto

El otro pero para Nole es el público, que le molesta sobremanera. El comportamiento de algún espectador volvió a sacarle de quicio hasta el punto de que pudo repetirse el drama del año pasado, cuando fue descalificado por darle un pelotazo a una jueza de línea. Despejó un envío de Berrettini de mala manera y de milagro no le dio a un recogepelotas. "Cada partido que juego en este asombroso estadio, es una lección adicional para mí y una posibilidad de mejorar", dijo después.

Mucho más tranquilo está Daniil Medvedev, que se mide con Felix Auger-Aliassime en la otra semifinal (21:00). "No estoy preocupado por Djokovic. Y no me hubiera importado que estuvieran Nadal y Federer. Sólo pienso en ser campeón", dice el ruso, que rebosa confianza.

Resultados, cuadro y horarios.