OPEN DE AUSTRALIA

Osaka, favorita por su 100% de éxito en finales de Grand Slam

La japonesa, que ganó las tres finales de majors que jugó, se enfrenta a la novata estadounidense Brady, una de las tenistas que sufrió el confinamiento duro.

Jennifer Brady y Naomi Osaka
PAUL CROCK DAVID GRAY AFP

Pocas veces en los últimos cuatro años, casi ninguna desde la época en la que Serena Williams dominaba a placer el circuito, una jugadora ha afrontado con tanto favoritismo la final de un Grand Slam como lo hará este sábado (09:30, Eurosport) Naomi Osaka en la del Open de Australia. La japonesa de 23 años y número tres del mundo, lo tiene todo para levantar su cuarto título de Grand Slam contra Jennifer Brady. Para empezar, porque nunca ha perdido una final en majors. Tiene un 100% de éxito, tres de tres: US Open 2018 y 2020 y Australia 2019. En Melbourne puede convertirse en la cuarta jugadora en activo que llega al menos a cuatro grandes trofeos, por detrás de Serena (23), Venus Williams (7) y Kim Clijsters (3). Y en la 12ª que logra dos en el torneo durante la Era Open (desde 1968). También sucedería si vence a la gran Monica Seles, que lo consiguió en 1990, como la segunda mujer que triunfa en sus cuatro primeras finales de Slams.

Osaka no pierde un partido desde el 7 de febrero, cuando Sorribes la sorprendió con España en la Copa Federación. Desde entonces no ha caído en la pista, sus únicas derrotas fueron por abandono en la final de Cincinnati y en las semifinales del Gippsland Trophy para una marca de 20-2. Además, por juego, potencial y experiencia, es superior a una Brady, una novata en estas lides más que meritoria, que ha llegado tan lejos en el torneo pese a que no pudo salir de su habitación durante los 14 días de cuarentena obligatoria. Fue una de las 72 tenistas que padecieron un confinamiento duro por haber estado en contacto con un caso positivo en coronavirus en el vuelo que llegó a la capital de Victoria desde Abu Dabi.

Cara a cara

Jennifer Brady Naomi Osaka
0 Balance particular 2
Estado Unidos País Japón
25 años Edad 23 años
1,78 Altura 1,80
24 Ranking 3
Diestra Juego Diestra
9-2 Balance 2021 9-1
Estadísticas en el torneo
32 Aces 44
77% Puntos con 1º saque 79%
54% Puntos con 2º saque 53%
81% Restos dentro 76%
53-9 Servicios ganados 52-8
27/42 Puntos de break 25/51
130 Golpes ganadores 151
146 Errores no forzados 124
39/52 Puntos en la red 20/35
418 Puntos totales 420
8h:28 Tiempo en pista 7h:43

Si sorprende a la japonesa, todo puede ser, sería la décima nueva campeona desde que Serena Williams alzó el título en el Open de Australia de 2017. Sucedería a Ostapenko (Roland Garros 2017), Stephens (US Open 2017), Wozniacki (Australia 2018), Halep (RG 2018), la propia Osaka (USO 2018), Barty (RG 2019), Andreescu (USO 2019), Kenin (AO 2020) y Swiatek (RG 2020). También entraría por primera vez en su carrera en el top-20. Ya tiene asegurado el 13º puesto y podría llegar al 12º.

Puntos de partido

No hay que olvidar, no obstante, que Osaka está donde está porque levantó dos puntos de partido e hizo un break al resto con 5-4 para Garbiñe Muguruza en octavos. También es cierto que no tuvo un camino fácil, con rivales peligrosas como Pavlyuchenkova, Garcia, Jabeur, Hsieh y, sobre todo, Serena, a quien barrió en semifinales con un triunfo que dejó hundida y llorosa a la diva estadounidense. Brady pudo con Bolsova, Brengle, Juvan, Vekic, Pegula y Muchova, oponentes algo más asequibles. Osaka saca mejor y es muy buena desde el fondo de la pista, Brady sube más y juega a golpes. En el balance particular domina la asiática por 2-0, aunque hubo un triunfo de la americana en un torneo ITF en 2014. En la penúltima ronda del pasado US Open, la nipona superó con claridad a la universitaria de Harrisburg. Hoy intentará hacer buenos los pronósticos que la sitúan como clara favorita.