TENIS

El tenis vuelve en agosto y el Madrid Open se jugará

La competición regresará en Palermo (WTA) y Washington (ATP) El Madrid Open se disputará desde el 13 de septiembre, antes de Roma y Roland Garros.

El tenis vuelve en agosto y el Madrid Open se jugará
Geoff Burke USA TODAY Sports

El circuito internacional de tenis, parado desde el 9 de marzo cuando se canceló Indian Wells por la extensión del COVID-19, regresará en agosto. El día 3 el femenino en Palermo (Italia) y el 14 el masculino en Washington.

Con la noticia previa de que la USTA (Federación de Estados Unidos) sacaba adelante su idea de jugar el US Open entre el 31 de agosto y el 13 de septiembre, hoy se sucedieron las primeras confirmaciones, como la de Serena Williams (“No puedo esperar a volver a Nueva York”) y también renuncias, como la de la número dos Simona Halep. Así como el anuncio de la suspensión de Toronto y Montreal, que debían jugarse en agosto. Y los planes de ATP y WTA para el resto del año. Con mucha prudencia los de ellos, porque sólo llegan hasta Roland Garros para luego reevaluar la situación. Con mucho optimismo los de ellas, ya que se extienden hasta fin de año con gira por Asia y siete torneos en la castigada China.

Tras el 'tour' por Estados Unidos, el tenis aterrizará en Europa y la tierra cobrará protagonismo. Roland Garros, que estaba programado del 20 de septiembre al 4 de octubre, retrasa una semana su inicio para hacer hueco a dos eventos combinados, el Madrid Open (estaba fechado en mayo), que arrancará el 13 de septiembre, y el Masters de Roma, que comenzará el 20, siendo el último torneo antes del Grand Slam parisino.

“Es una muy buena noticia que el Mutua Madrid Open se pueda jugar. Significa que la situación enormemente complicada en la que hemos estado en los últimos meses está mejorando, poco a poco”, se alegró Feliciano López, director del torneo, que en las próximas semanas decidirá si podrá entrar público y cuánto.

ATP, WTA y Federación Internacional advirtieron que el calendario “está sujeto a cambios y se realizarán evaluaciones continuas relacionadas con la salud y la seguridad, las políticas de viajes internacionales y la aprobación gubernamental de eventos deportivos”. “Nuestro objetivo ha sido reprogramar tantos torneos como sea posible y salvar la mayor parte de la temporada como podamos”, explicó Andrea Gaudenzi , presidente de ATP, que quiere celebrar como sea las finales ATP de Londres (desde el 15 de noviembre), gran fuente de ingresos de su organización. Pero para ello, el circuito debe echar a andar. Al menos, ya hay un horizonte.