Fornals y Ferran no ocultan el problema central de España

Los goles de Pablo Fornals, extremo del West Ham, y Ferran Torres, extremo del Manchester City, dieron aire a España en Pristina, pero no ocultó el problema central que sufre la Selección. Laporte e Iñigo Martínez, la nueva pareja de centrales que salió del dado de Luis Enrique, ambos zurdos, tampoco funcionó y los kosovares dieron sensación de peligro cada vez que se aproximaban al área de Unai Simón.

España no presionó al rival como lo ha hecho en la etapa de Luis Enrique, en la que era una de sus señas de identidad. Y cada balón largo de los kosovares para la prolongación de Muriqi sobre Rashica provocaba serios problemas a la defensa española. España ganó como debía, pero si el seleccionador no soluciona el problema central que tiene, el equipo sufrirá mucho ante selecciones de nivel. España necesita mejorar bastante.