Al Madrid sólo le falta encontrar el juego

Solari ha transformado la inercia de resultados del Madrid, pero todavía no le ha alcanzado para invertir la pobre dinámica de juego. Su equipo encontró en Plzen los goles que otras veces le faltaron, pero no el fútbol. Con el traje europeo, en una noche a tirones, nunca terminó de gobernar el partido y careció de continuidad en la distribución y circulación de balón. A Ceballos se le notó incómodo por delante de los pivotes en el 4-2-3-1 y el Madrid se embarulló demasiadas veces en la salida. Kroos perdió 16 balones. La mayor virtud blanca fue su agudeza para lanzarse a la contra. Reguilón también volvió a salir bien parado con un grado alto de intervención en los ataques. La mitad de las jugadas se localizaron por su banda.

Pese a la goleada, el Madrid se desestabilizó con frecuencia y concedió varias ocasiones a un rival que no debería haberle causado tantas inquietudes. El Viktoria Plzen dispuso de diez remates. En el capítulo defensivo, no ha rectificado las imperfecciones en el repliegue, poco escrupuloso en dos saques de esquina a favor que acabaron en susto en la portería de Courtois. Al Madrid ya le acompañan los resultados, pero ahora tiene que reparar en el juego.

Al otro lado

El Madrid dio sentido a cada recuperación en el sector derecho entre Casemiro y Odriozola con los cambios posteriores de orientación de Kroos. Balón al otro lado y transición ágil. El 0-1 y el 0-4 nacieron de esta forma.

 

0 Comentarios

Normas Mostrar