Otro hito de Jaime Alguersuari

Otro hito de Jaime Alguersuari

He dicho en varias ocasiones, y lo sigo haciendo, que no conviene precipitarse sobre el futuro de Jaime Alguersuari, uno de los pilotos más de moda en los últimos tiempos y auténtica relevación de esta temporada. Sus méritos son indiscutibles, porque ganar la Fórmula 3 británica no es sencillo y menos con sólo 18 años. Además, es un chaval que cae bien, abierto, simpático y sincero, por eso también conquistó a los lectores de AS y reconocieron sus virtudes concediéndole el Premio Promesa de nuestro periódico. Pero no queda ahí la cosa. Webber se lesiona y la organización de la 'Carrera de Campeones' piensa en el catalán como sus sustituto. Ahí es ná... Y hoy le tenemos en Wembley codeándose con Michael Schumacher o Sebastien Loeb. ¿Se lo creerá?

Insisto en que no es bueno vender la piel del oso antes de cazarlo, pero también resultaría ridículo negar las evidencias que apuntan a que este chaval tiene un talento fuera de lo común. Cada uno de los hitos mencionados son pequeñas pero valiosas señales de que nos encontramos ante un caso especial. Nada es por casualidad y es fiel representante de una nueva generación de pilotos, más precoz, más preparada... y más ambiciosa. Porque saben que el tren de la gloria pasa sólo una vez en la vida y buscan con denuedo subirse a él antes de que se les escape. Lo más probable es que Jaime hoy no les vea ni el pelo a sus curtidos rivales, con mucha más experiencia y también de valía contrastada (él ni siquiera tenía carnet de conducir hace unos meses). Pero eso es lo de menos. Lo realmente importante es que este chico ha tomado, indiscutiblemente, la carretera que conduce hacia el éxito. Sólo debemos esperar que no se pierda en un desvío...