AUTOMOVILISMO | LA INTRAHISTORIA

'Mister Le Mans' condujo el bus de un banco para llegar a la F3

El danés Tom Kristensen relata en 'Motorsport Heroes' sus difíciles inicios que luego le llevaron a ser el gran mito de las 24 Horas, que ganó nueve veces.

'Mister Le Mans' condujo el bus de un banco para llegar a la F3

Éxitos, derrotas, luchas personales, accidentes... la vida deportiva de los pilotos es una montaña de rusa de acontecimientos que cambian las cosas de un día para otro. En 'Motorsport Heroes', el largometraje escrito y dirigido por Manish Pandey, guionista del documental 'Senna', cuatro pilotos relatan su trayectoria desde el lado más personal. Mika Hakkinen, Felipe Massa, Michele Mouton y Tom Kristensen son los protagonistas en primera persona contando sus historias mezclando imágenes de archivo y testimonios de primera mano.

Entre todos esos relatos destaca el de Kristensen, 'Mister Le Mans', el hombre récord ganador en nueve ocasiones de las 24 Horas, ocho al volante de un Audi y otra con un Porsche, cuando desvela sus difíciles inicios en el automovilismo. Quería ser piloto y "estaba corriendo, pero eran tiempos duros. No había nadie de Dinamarca, no había financiación para ayudar a los pilotos daneses", explica Tom. Su sueño parecía muy lejano y empezó a trabajar en algo que poco tenía que ver con los coches... en principio: "Fueron tres años difíciles. Conseguí un trabajo con el primer currículum que mandé, fue en un banco. Un día me dijeron en mitad del verano si tenía carné de camiones y les dije: 'Sí, por supuesto, soy piloto'. Entonces estuve conduciendo el autobús del banco durante algún tiempo por ciudades pequeñas".

Tom Kristensen.

Cuando todo parecía aún más difícil llego la gran oportunidad, la que cambió todo: “No fue hasta comienzos de 1991, cuando me llamó un equipo de F3 alemán y gané el campeonato. En Hockenheim batí el récord de Hakkinen del año anterior. Por supuesto, el coche era más sofisticado y más desarrollado, pero significó mucho para mí. Encontré algo, una pequeña prueba de que, al menos, tenía talento y pude demostrarlo". Después vinnieron todos sus éxitos: los nueve triunfos en las 24 horas de Le Mans (que Fernando Alonso ha ganado dos veces), los seis en las 12 Horas de Sebring, el Mundial de Resistencia...