MOTOGP

Maverick: "La Yamaha funcionó las veces que apreté al máximo"

"La moto va bastante más. Hemos ganado, al menos, 6 o 7 km/h. Eso se nota", asegura un Maverick Viñales que señala a la Suzuki como la moto más completa de la parrilla.

Maverick: "La Yamaha funcionó las veces que apreté al máximo"
@mvkoficial12

"Para Yamaha y para nosotros es una lástima, porque yo me sentía muy fuerte. Me sentía con un ritmo estratosférico". Esta fue la ardua confensión que Maverick Viñales realizó a AS tras anunciar la FIM, la IRTA y Dorna Sports la cancelación del Gran Premio de Qatar 2020 y el aplazamiento del Gran Premio de Tailandia 2020 por el coronavirus.

Porque Maverick, que lideró el último día del test de Qatar, por velocidad a una vuelta y ritmo de carrera era uno de los principales favoritos a la victoria en Losail, si bien el piloto de Figueras señaló en 'DAZN' que la montura más completa que observó a pie de pista en Doha fue la Suzuki GSX-RR 2020.

"El ritmo es el punto fuerte de la Yamaha. Y este año lo he trabajado todavía más. Las veces que le he apretado al máximo, la moto ha funcionado a la perfección y me hace estar tranquilo. La moto va bastante más. Hemos ganado, al menos, 6 o 7 km/h. Eso se nota. Me he intentado enganchar a las Ducati y Honda en pretemporada y ya no nos sacan tanto. Tenemos un nuevo dispositivo de salidas que está funcionando muy bien. Ahora, todos lo están haciendo. Sin embargo, en Qatar las Suzuki iban muy rápido y muy por el sitio. El primer día paré antes por las gomas, me fui a pista a ver y quizá fue a moto más completa que vi", afirmó el campeón de Moto3.

Maverick Viñales, que repasó su victoria en el Gran Premio de Holanda 2019, aseguró que su relación con Lin Jarvis cada año es mejor, así como alabó la llegada de Jorge Lorenzo para reforzar el equipo de pruebas de la marca de Iwata: "La coloco en Assen entre mis tres primeras. Como está tan pasado el título de Moto3, pierde importancia. Silverstone 2016 está bien, pero Australia 2018 para mí es la primera, la necesitaba. Es feeling con la pista. Con cualquier moto lo haría bien allí. Todo el equipo tenía una presión muy grande porque quiero ganar el Mundial. Si quieres ganar un Mundial tienes que estar primero, segundo o tercero en todas. Es el objetivo en todas. Es por lo que trabajo, la finalidad de mi vida es ser campeón del mundo, no hay otra. Me llevo genial con Lin Jarvis, cada año va mejor la relación. Yamaha ha visto que he hecho un cambio bastante grande y lo han apreciado. Me siento bien con Yamaha, con ganas, sé que puedo optar al título ahí. Estoy muy satisfecho y muy orgulloso de lo que me transmitió Yamaha este año, contento de estar en la punta de lanza de Yamaha. Hacemos un gran equipo, no tenemos nada que envidiar a los demás. Jorge me sorprendió con la Honda. Era de los que pensaba que iría rápido. Marc sabe llevarla. Ahora, como probador, puede ayudar, sobre todo, en probar las piezas nuevas en un fin de semana de gran premio. Ahí es donde se nota. Sabrá si va mejor o peor. La función que tiene que hacer Yamaha es no darnos piezas nuevas para probar en los fines de semana".

Por último, Viñales destacó la capacidad de Fabio Quartararo para trabajar bajo presión, así como su relación con Marc Márquez es cordial: "Es complicado cuando estas en una fábrica. He probado tanto en dos años, que ya no sabíamos ni donde estábamos. Fabio rodó sin tocar un ‘click’, estuvieron muy hábiles. Nosotros, desde Jerez no probamos nada. Fabio trabaja bien bajo presión. Tiene un nivel buenísimo. La relación con Marc es cordial, es buena, nos entendemos, somos rivales y en la pista, como con cualquiera. Todo el mundo sabe que es el rival a batir, saldremos al 200 por cien. Lo importante es que nos fijemos en nosotros, que la moto esté al cien por cien, que los rivales sufrirán así".