GT WORLD

Albert Costa, oficial de Lamborghini en el GT World

El barcelonés de 29 años, que correrá también a finales de mes las 24 Horas de Daytona, se convierte en el primer 'ibérico' en ser 'Factory Driver' de la firma italiana.

0
Albert Costa debutará como piloto Lamborghini en el GT World
Albert Costa

Albert Costa deleitó en la época del kárting y fue campeón de la Eurocup 2.0 en 2009, por delante del francés Vergne y el portugués Da Costa. Tenía 19 años y un talento como pocos en el panorama internacional de monoplazas. Ahora, con 29 años, el barcelonés está viviendo una segunda juventud demostrando de lo que es capaz. El pasado año se coronó campeón del Intercontinental GT Open, al volante de un Lamborghini Huracán GT3 EVO, junto al italiano Giacomo Altoè y a finales de mes disputará las 24 Horas de Daytona con el equipo Grasser Racing en la clase GTD. Hoy se ha conocido otra gran noticia para Costa: Lamborghini lo ha convertido en piloto oficial de fábrica y disputará el GT World Challenge Europe también formando pareja con el joven Altoé (19 años).

Español e italiano son las grandes novedades de la firma de Sant’Agata Bolognese y se unen a Andrea Caldarelli y Marco Mapelli (campeones de las Blancpain GT Series 2019), Dennis Lind, Franck Perera y Giovanni Venturini. "Estoy encantado de dar la bienvenida en la familia a Giacomo y Albert, que en las últimas temporadas han demostrado poseer talento, velocidad y la correcta actitud. Además, Giacomo es el ejemplo perfecto del modo en que nuestros programas dedicados a los jóvenes contribuyen a formar a pilotos emergentes, ofreciéndoles oportunidades concretas de carrera", explica Giorgio Sanna, Head of Motorsport de Automobili Lamborghini.

Feliz y satisfecho se muestra Costa, primer español e 'ibérico' que llega a ser piloto de fábrica de la firma italiana: "Convertirse en Factory Driver de Lamborghini es una sensación increíble. Desde niño, Lamborghini ha sido una de las marcas de mis sueños, y desde que empecé a correr en GT no he dejado de desear correr en un Huracán. Estoy realmente contento y ahora tengo que trabajar más que nunca, porque el año pasado Lamborghini ganó todo lo que se podía ganar y las expectativas para la próxima temporada son altísimas. Haré todo lo posible por el equipo, tanto en la pista como fuera, y quiero ganar para agradecer la confianza de Squadra Corse". Suerte Albert, aunque los buenos no la necesitan.