EL GENIO DE RED BULL

Newey confía en McLaren Honda y Toro Rosso para 2016

El mago de la aerodinámica de Red Bull se queja de la prevalencía de los motores: "Solo Mercedes y Ferrari podrán ganar en esta época".

Madrid
0
Newey confía en McLaren Honda y Toro Rosso para 2016

Durante años ha sido el gran referente en Fórmula 1 y la palabra aerodinámica parecía llevar su nombre, pero Adrian Newey se ha visto relegado por los motores Mercedes. Por cierto, ¿por qué no se conoce apenas a Andy Cowell, responsable de ese propulsor hibrido? Cosas… Pero volvamos a lo que nos ocupa, Newey, el gran mago que ahora no es capaz de luchar contra la potencia, los caballos, la velocidad punta…

Pero siempre es una voz autorizada para hablar de F-1 y estos días, cual regalo de Navidad, viene para dar buenas noticias a la afición española. Lean. “Toro Rosso tendrá un motor Ferrari y estarán un paso por encima sobre el Renault de este año. Creo que Honda, por lo que hemos visto, mejorará considerablemente. Su motor de combustión es bastante razonable. Su mayor problema este año ha sido que han centrado la unidad de recuperación de energía (MGU-H) en el turbo, que era muy pequeño. Y este problema se puede solucionar en invierno”, sostiene Adrian. Es decir que Sainz y Alonso serán mucho más competitivos la próxima temporada.

Pero lo cierto es que el verdadero protagonista, al menos en cuanto al trabajo de los equipos, la próxima temporada, será 2017, cuando cambia todo. O casi. Otra vez. Así lo ve Newey: “El año que viene será complicado. Realmente se basará en lo que suceda de cara a 2017. ¿Hay al final interés por parte del organismo regulador en que equipos privados como nosotros tengamos equipos competitivos o no?”

Se queja el maestro de la aerodinámica de lo que prevalece en esta era de los motores híbridos, no le pasaba igual cuando lo que mandaba era su especialidad. “Lo que no es saludable para la Fórmula 1 es el predominio actual de las unidades de potencia. Las restricciones en la fabricación de chasis han ido muy lejos, mientras que se permite experimentar con los motores. En esta situación, solo Mercedes y Ferrari son capaces de ganar el título y controlan este deporte”. Y pide regresar a otra época: “Los motores deben ser los mismos, así como el combustible y el software. Eso probablemente atraería más fabricantes a la Fórmula 1”

Y finaliza con una triste premonición para su propio equipo: “Creo que 2016 va a ser extremadamente difícil para nosotros, sinceramente. Si empezamos con la misma potencia de motor que tuvimos en 2014 y en 2015, creo que estaremos incluso más atrás en parrilla”. A no ser que vuelva a hacer magia…