Los mejores

Los mejores videojuegos de fútbol: ¿Los recuerdas todos?

Alejandra Pernias

Hacemos un repaso por los mejores juegos de fútbol, aquellos que dejaron una huella indeleble en nuestra memoria deportiva virtual.

Estamos en plena temporada futbolística. Los mejores juegos de fútbol están llegando a nuestros mandos. Ya podemos disfrutar de PES 2019 y en unos días llegará FIFA 19, el eterno rival. Como si de un derbi se tratara los mejores juegos de fútbol pelean por ser la primera opción año tras año. Por eso hemos querido hacer un repaso por los diferentes títulos de este deporte de competición que nos han dejado los videojuegos. Hace años el bipartidismo futbolero no existía. Los usuarios podíamos elegir entre una gran variedad de títulos para experimentar el fútbol de maneras muy diversas.

Son muchas las opciones y muchos los goles que se han marcado desde entonces, estos son algunos de los mejores juegos de fútbol que ya han hecho historia en esta industria. Vamos a sumergirnos en este repaso por algunos de los títulos que han rematado sin piedad dejando una huella indeleble en el recuerdo con sus goles.

Kick Off 2

El deporte rey ha estado presente desde los tiempos más remotos de los videojuegos. Su antecesor, Kick Off, fue el primer experimento para empezar a conocer lo que es la simulación del balompié. Con Kick Off 2 ya estábamos ante uno de los mejores juegos de fútbol del nuevo enfoque. La habilidad primaba, había que tener un dominio total de los controles para poder marcar el ansiado gol. Fue el golpe sobre la mesa definitivo para dejar más apartado el arcade y disfrutar de la cara más seria del fútbol.

La magia que desprendía esa manera más intrincada de jugar despertó a todo un ejército de fieles. Por supuesto, todavía recordamos con cariño estos primeros pasos en la simulación futbolística, la evolución del género ha sido más que evidente y hay mucho que agradecerle a este título de Dino Dini y Anco Software para Commodore 64 o Atari ST.

Sensible Soccer

Si hablamos de historia de los videojuegos de fútbol no podía faltar en la lista Sensible Soccer. En 1993 nos llegaba a Europa este título desarrollado por Sensible Software y con claras influencias de la saga Kick Off. Sensible Soccer es uno de los juegos de fútbol más endiablados para mantener el balón pegado a las botas. Se escapaba con una facilidad pasmosa y sabía darle una vuelta de tuerca a su influencia principal. Era más complicado y adictivo, buscaba las cosquillas al jugador. Mejorar era uno de sus puntos más llamativos.

Sensible Soccer, como se ha explicado en más de una entrevista, tuvo varias versiones en las que se corrigieron errores y se añadieron opciones. Al principio llegó un tanto escaso en contenido, en un principio ni siquiera había tarjetas que recibir por parte del árbitro. Sin embargo, sí que contaba con todos los jugadores reales de la época y con un editor que era todo un caramelo para el aficionado al fútbol.

ISS Deluxe

International Superstar Soccer marcó un hito en la historia de los videojuegos de fútbol. Fue el primer paso en la evolución hasta Pro Evolution Soccer, el que ahora conocemos como PES. Konami se sacó un as de la manga apuntándose al deporte rey con su propia apuesta futbolística. Con esta secuela, llamada Deluxe, revolucionó a los forofos del balompié. Formaciones, estrategias y más de treinta selecciones nacionales con las que hacerse con la ansiada Copa del Mundo. ISS Deluxe supuso todo un acontecimiento en la época gracias a todas sus opciones. Por ejemplo, permitía desbloquear equipos mientras ganábamos competiciones e incluso que nos enfrentáramos con un amigo a la máquina. Esto se traducía en un multijugador cooperativo que enganchaba.

Su jugabilidad sobresalía entre los competidores. Si ya llevábamos unos partidos a las espaldas y nos habíamos curtido en el césped podíamos realizar maniobras asombrosas. Chilenas, boleas o bicicletas se sumaban a un festín de contenido que convirtió a ISS Deluxe en uno de los mejores juegos de fútbol de la historia.

FIFA 98: World Cup

¡Woo-hoo! Así se presentaba FIFA 98: World Cup. Con Song 2 de Blur, una banda sonora de infarto y con mucho que decir sobre el terreno de juego. Y es que esta entrega es uno de los mejores juegos de fútbol de Electronic Arts. La Copa Mundial de 1998 se celebró en Francia. Fue el país anfitrión el que se llevó el preciado trofeo en una intensa final contra la Canarinha de Rivaldo y Roberto Carlos.

FIFA 98 fue todo espectáculo que revolucionó el género, todo un refugio para los amantes del balón y del torneo mundial. Hay que hacer una mención especial al modo de fútbol sala que permitía disfrutar de este deporte en interiores. Algo que dio muchas horas de juego a los aficionados. FIFA 98: World Cup es una de esas entregas que los usuarios recuerdan con un especial cariño, entre otras cosas por poder gestar el camino hacia el Mundial con cualquier selección del mundo desde la fase de clasificación. Memorable.

Actua Soccer

Actua Soccer le puso las cosas difíciles a la entrega anual de FIFA allá por el año 1995. Tal y como podemos leer en Digital Spy el juego era el único que utilizaba modelos 3D reales. A nivel gráfico jugaba en otra ligar. Actua Soccer fue el único juego de la época que ofrecía una experiencia real 3D. Los demás títulos futbolísticos utilizaban modelados en 2D para los jugadores. Esta ventaja suponía que el trabajo de Gremlin Interactive proporcionaba una inmersión más pura en el partido.

Había muchas opciones sobre el terrreno de juego, Actua Soccer no despuntaba tanto entre sus rivales. Sin embargo si que desprendía cierta autenticidad que consiguió que sobresaliera por ese toque especial.

ISS Pro Evolution

Konami seguía apostando fuerte por los juegos de fútbol. Se sacó otro as de la manga En 1999 con ISS Pro Evolution. El primer título de la franquicia que contaría con la Liga Master. Ya era posible jugar con los 16 clubes europeos más populares de la época. Eso sí, no había nombres oficiales para estas plantillas, nos encontrábamos con jugadores ficticios con unas aptitudes menores. El gancho estaba en ir ganando partidos para poder fichar jugadores mejores con los que convertir al equipo en el mejor de la liga.

La jugabilidad se centraba en el control del balón, se alejaba de la acción individual. Así se fomentaba el juego en equipo, pases, paredes, pases al hueco y estrategias en el centro del campo o centros como base de un sólido modo de juego que fue creciendo y mejorando hasta convertirse en el simulador definitivo en entregas posteriores.

Super Sidekicks 2

Las máquinas recreativas también han tenido sus grandes representantes en esto de los videojuegos de fútbol. Ningún otro fue tan divertido para disputarse la Compa del Mundo como Super Sidekicks 2 Eso sí, aquí no había puntuaciones para los jugadores. Todos los deportistas contaban con las mismas estadísticas y cada nación tenía un estilo definido de juego, los alemanes eran más potentes y los italianos poseían una gran rapidez.

Nada trataba sobre una estrategia, era puro arcade. Eso sí, cada país contaba con su estrella, un jugador que destacaba sobre los demás y que ocupaba la posición de delantero. Con este personaje todo era más sencillo, aparecía en pantalla un «shoot» que indicaba el momento perfecto para chutar a portería.

PC Futbol 5.0

El fútbol no es solo dar patadas al balón y meter goles. La gestión y la estrategia es un pilar básico de este deporte. Por eso nos ponemos ante uno de los mejores juegos de fútbol y gestión que han llegado a nuestros teclados. Dinamic Multimedia, desarrolladora y distribuidora española, nos regaló temporadas de estrategia y negociación.

Todo lo que se mueve alrededor de lo que vemos en el estadio tiene mucha historia y los aficionados emplearon una buena cantidad de horas en este título tan diferente y con tantas opciones. La Liga estaba a nuestra completa disposición en todas sus vertientes con esta entrega. PC Fútbol 5.0 contaba con contaba con tres modos de juego diferentes. Liga Manager nos dejaba gestionar cualquier equipo de nuestra liga, tanto de Primera como de Segunda División. El objetivo de Liga Pro Manager era llevar a un equipo menor hasta lo más alto y en Partido Amistoso se podía disputar un enfrentamiento entre dos equipos. PC Fútbol 5.0 era más que completo.

PES 5

Konami fue dueña y señora de los simuladores de fútbol durante un tiempo. Una de sus épocas doradas fue la de Playstation 2. La jugabilidad era toda una gozada, las posibilidades que ofrecía como simulador de fútbol, inmensas. PES 5 es simplemente uno de los mejores juegos de fútbol de la historia. Los seguidores lo han alabado durante mucho tiempo y lo siguen haciendo.

A pesar de no contar con todas las licencias de las ligas el editor nos resolvía la vida. Hemos pasado muchas horas modificando los nombres los equipos, los jugadores y los estadios hasta dejarlos como los oficiales. Sin duda su editor se convirtió en todo un aliciente que enganchaba. De esta manera lo que podría haber sido una tara se convirtió en un patio de juegos para los aficionados al fútbol. Pro Evolution Soccer 5 destacó por su superioridad ante el eterno rival, el FIFA de Electronic Arts que estaba de capa caída. El ritmo de juego, la física del balón, las opciones sobre el terreno... Jugabilidad deliciosa que estaba a otro nivel y recreaba como nunca antes el fútbol en mayúsculas.

FIFA 10

Electronic Arts presume de FIFA 10 y ha asegurado en varias ocasiones que es el mejor juego de fútbol que ha hecho jamás. El modo Ultimate Team había mejorado en todos los aspectos. En modo mánager se hicieron muchos cambios en la jugabilidad para que la simulación fuera más realista. Los traspasos y las estadísticas de jugadores se habían ajustado al milímetro, todo era más natural. De esta manera, FIFA 10 era un pozo de horas de juego inagotable. Sabía cómo hilar la esencia del terreno de juego con las demás opciones que ofrecía. Un cóctel perfecto que resultaba en el mejor sabor de boca para los aficionados al mundo del fútbol gracias a la revolución jugable que iniciaron un par de años antes y que se consumó definitivamente con esta entrega que marcaba un cambio de reinado. Mucho más variado y menos encorsetado, con situaciones de juego realistas y un compendio de decisiones que por fin congeniaban en una jugabilidad a la altura de sus modos y licencias.