FÚTBOL SALA | PLAYOFFS DE LIGA

El Barça espera en la final y el Valdepeñas aprieta al Levante

El equipo azulgrana volvió a derrotar al Palma en la prórroga y pasa a la final, mientras que los vinateros triunfaron en los penaltis ante el Levante. Tendrán tercer partido.

0
El Barça espera en la final y el Valdepeñas aprieta al Levante
FCB Fútbol Sala

El Valdepeñas sigue rompiendo muros y barreras en estos playoffs. No es algo que no haya hecho antes, porque es el vigente subcampeón liguero aunque bien es cierto que la temporada pasada, por la crisis sanitaria, se resolvieron las eliminatorias a partido único. Nunca un octavo clasificado había logrado superar los cuartos de final, y el Valdepeñas lo hizo eliminando a ElPozo en una agónica tanda de penaltis en Murcia. En semifinales, perdió el primer partido en Paterna ante el Levante, y estaba obligado a ganar en el Virgen de la Cabeza. Lo hizo, y de nuevo en los penaltis.

Los cruces de semifinales

No pudo empezar peor el partido para el Valdepeñas, ya que a los dos minutos Cainan era expulsado tras un encontronazo con Rubi Lemos. Jarro de agua fría para la afición, que se animó después de que los pupilos de David Ramos resistiesen los dos minutos en inferioridad sin encajar gol. Edu y la madera evitaron el gol. Las ocasiones eran del Levante, aunque al descanso se llegó sin goles. En la salida de los vestuarios, los valencianos siguieron dominando y llegó el tanto de Esteban (temporadón el suyo) que definió con contundencia una contra. El Levante se cargó de cinco faltas muy pronto, aunque la sexta, la que siempre tanto cuesta pitar, no llegó.

El Valdepeñas empezó a apretar, apurando sus opciones, y logró empatar a cuatro minutos de fina con una obra maestra de Dani Santos, que remató de espuela una larga jugada de los vinateros. El gol espoleó al Valdepeñas, pero sin tiempo. El partido se iba a la prórroga, algo que quería Diego Ríos ("Nos beneficia", dijo en un tiempo muerto) y, pese a que tuvieron las mejores ocasiones, no acertaron. Fue Rafael Rato sobre la bocina el que tuvo el tanto de la victoria para los locales, pero Rubi se metió por el medio. Nano fue el primero en fallar, pero también lo hicieron posteriormente Gallo y Araça y el punto de la eliminatoria se quedaba en Valdepeñas. El domingo, tercer y definitivo partido. Casi nada.

El Barça, acostumbrado a vivir al límite

Dos partidos de semifinales entre Palma y Barça, dos prórrogas y dos triunfos azulgrana en el tiempo extra. Los de Andreu Plaza disfrutan en el tiempo añadido, ya que en Torrejón ante el Movistar en cuartos también triunfaron. En estos playoffs, se fueron tres veces más allá de los 40 minutos, y en todos triunfaron. Esta vez el Palma lo puso, como era de esperar, muy complicado, ya que al descanso se fueron 0-2. Marlon, tras rematar un saque de banda, y Raúl Campos, aprovechando un fallo defensivo, ponían el partido de cara para los baleares, que trajeron la lección aprendida de Son Moix: no dejar a Dídac pasar del centro del campo.

Sin embargo, en la segunda mitad el Barça fue otro. Salió con varias marchas más, con un Palau entregado, y dio la vuelta al partido: Dyego, Ferrao y Adolfo revertían el marcador ante un Palma tocado, con su portero Carlos Barrón siendo el gran protagonista. En el tramo final, Vadillo sacó portero-jugador, y a la primera Ferrao aprovechó una contra para anotar el cuarto... y parecía que partido cerrado, pero no. El Palma sacó su mejor versión jugando de cinco y los tantos de Higor y Raúl Campos llevaban el partido a la prórroga. Tras una primera parte sin movimiento, el Barça brilló en la segunda, con Daniel de portero jugador. El brasileño anotó el gol decisivo y ya casi sobre la bocina Dídac redondeó la fiesta azulgrana desde su portería. El Barça, a la final de Liga y con billete a la Champions. Además, llegará más descansado, ya que Valdepeñas y Levante tendrán otro duelo por delante antes de arrancar la lucha definitiva por el título.