WWE

Reigns, rumbo a WrestleMania 37 con polémica y la ayuda de Edge

Roman Reigns ganó a Daniel Bryan en el combate estelar de Fastlane. Su triunfo está envuelto en polémica. Por su parte, Drew McIntyre se impuso a Sheamus.

0
Crónica del WWE Fastlane 2021.
WWE

El duelo que cerró Fastlane no pudo tener mas acción en su rus final. Roman Reings y Daniel Bryan tuvieron un combate largo y bonito. El campeón Universal imponía su potencia física, pero la inteligencia y velocidad de Bryan le ponían picante. Pese a ello, todo se olvidó por lo que ocurrió en el tramo final. El aspirante golpeó al árbitro de manera fortuita y Edge, que estaba controlado que se cumpliesen las normas, subió a hacer esa faceta. En esas apareció Jey Uso, que atacó a Edge y lo intentó con Daniel, pero salió mal parado. Bryan tomó la silla que había subido Uso y cuando quiso pegarle a Reigns le impactó a Edge. El canadiense enfureció y arremetió contra los dos contendientes del duelo con la mala suerte que la pelea ya se había acabado. Es increíble la fortaleza de Daniel, quien a base de tesón y esfuerzo logró encadenar varios 'Candados del Yes' para lograr que el 'Jefe de la Tribu' se rindiese. Edge, más preocupado de pegar que de controlar, hizo que soltase y luego se fue enfurecido. Un nuevo árbitro apareció y Reings solo tuvo que ponerse sobre Bryan. Roman estará en WrestleMania 37 (10 y 11 de abril) ante Edge. Habrá que ver si no se une alguien más. Sería de justicia que Daniel Byan estuviese allí también.

Antes de ese duelo, vimos sin duda alguna la lucha mas brutal de la noche. La protagonizaron Drew McIntyre y Sheamus. El escocés, que salió como una bandera de su país pintada en su cara, se impuso después de una pelea muy dura. No había normas y eso fue a favor del espectáculo y en contra de los luchadores. Los dos se comieron las protecciones del ringiste, destrozaron mesas... incluso Drew hizo que Sheamus atravesase una pantalla del ThunderDome. Tremendo. Sheamus parecía tener todo de cara y puso una pata de la mesa de comentaristas sobre el ring. Era su momento, pero McIntyre reaccionó y con un DDT sobre esa parte de la mesa y una Claymore acabó con el duelo para sellar su combate contra Lashley en WrestleMania. Fue la mejor pelea, pero la mayor sorpresa sucedió en el combate de después. Alexa Bliss ganó a Randy Orton con la ayuda de 'The Fiend', quien volvía tras ser quemado en TLC por la 'Víbora'. Los nervios del 'Asesino de Leyendas' crecen. Ni quemándolo se deshace del Demonio.

Mientras, la tensión también estalló en la división femenina. Sasha Banks acabó abofeteando a Bianca Belair. Ambas perdieron su combate por los Campeonatos femeninos por parejas frente a Shayna Baszler y Nia Jax por un malentendido. Sufrieron, pero rozaron los cinturones. Banks tenía al borde de la sumisión a Baszler. Nia entró al quite y Belair hizo lo mismo. Jax lanzó a su oponente contra la llave de Banks y la campeona de SmackDown se puso a discutir con su compañera. Fue lo que necesitó Jax para como un paquetito lograrse la victoria. Belair miró al cartel de WrestleMania. Allí intentará redimirse de la humillación de esta noche. A Tampa también apunta el duelo entre Big E y Apollo Crews. Hubo polémica en el combate, pues tras varios intercambios de cuentas en el suelo, los dos estaban con la misma posición (espalda plana a la lona), pero la referí dio vencedor a Big E. Sigue siendo campeón Intercontinental, pero acabó llevándose una paliza de parte de Crews.

En el otro título de la noche, que se fue al kickoff, Matt Riddle retuvo el Campeonato de Estados Unidos ante Mustafa Ali. Ambos contendientes ofrecieron una gran lucha, muy buena y sobre todo, limpia. Ali había pedido a los otros miembros de RETRIBUTION que no interviniesen. Cumplieron con su palabra, pero eso le sentó mal al líder del grupo. Se lo recriminó y eso provocó que le planchasen contra la lona. Ese ataque escenificó el adiós de una facción que llegaba para cambiar todo y se ha quedado en nada. Por otro lado, Seth Rollins logró la victoria más importante desde su regreso ante Nakamura. El japonés ofreció un grandísimo combate que se decantó del lado del 'Messiah' gracias a que fue más certero. En la última lucha de la noche, Braun Strowman pasó encima de Elias, quien ocupó el puesto de Shane McMahon, que estaba programado, pero se lesionó en la previa.

Consulta los resultados del WWE Fastlane 2021