FÚTBOL SALA

El Partido Comunista de Lin, ante su mayor reto

El segoviano, de 33 años, disputará la Final Four con los rusos en abril ante ElPozo, Barcelona y Tyumen. "Sería un sueño ganar esta Champions".

El Partido Comunista de Lin, ante su mayor reto
Instagram

En verano de 2016, Ángel Velasco, más conocido como Lin (33 años), tomó una decisión que supuso romper con todo lo anterior en su brillante carrera. El segoviano dejó el Barcelona para marcharse a Rusia, concretamente a las filas del Partido Comunista (sus siglas son KPRF). Este club surgió en 2003, cuando se organizó un torneo entre las diferentes fuerzas políticas. De ahí, el proyecto se fue haciendo fuerte con el paso de los años hasta llegar a la máxima categoría rusa y ser subcampeón el pasado año. Ese puesto les otorgó un billete a la Champions y, en su estreno, el equipo disputará la Final Four por el título a finales de abril en Minsk contra ElPozo, Barcelona y Tyumen, en un doble duelo ruso-español por el trono continental.

“Estamos escribiendo nuestra historia. Desde que llegué, el KPRF ha cambiado mucho. Ahora la plantilla está compuesta por grandes jugadores y alcanzar la Final Four es algo increíble”, cuenta Lin a AS en uno de los escasos viajes que realiza a España durante la temporada. “La gente lo considera extraño, pero con 18 años, estando en Caja Segovia, fuimos a Rusia por una competición. Me atrajo bastante. Tuve excompañeros que prepararon las maletas y siempre me llamó poder jugar allí en un futuro. No pensaba que con 29 años fuera a ocurrir, pero surgió la oportunidad y no la dejé pasar”.

Lin, en un partido con el Partido Comunista ruso

En la camiseta luce el símbolo de la hoz y el martillo en un lado y el de Nike en otro, aunque para pertenecer al Partido Comunista no hay que tener relación política de ningún tipo. “Todo es meramente deportivo”. En la Liga rusa los encuentros son a 50 minutos, por los 40 de España, y en un mismo fin de semana se suelen afrontar dos y ante el mismo rival para aprovechar los largos viajes. “Nuestra Liga es muy física y exigente. Seguramente en España se juegue mejor tácticamente, pero en otros aspectos estamos por encima y con un fútbol muy vistoso”.

Su contrato acaba al final de la presente campaña y no descarta un regreso a España. “El año pasado me llegaron algunas ofertas. Esta vez veremos si hay alguna opción interesante... Y quizá cogerla”. Lin, que es un fijo para el seleccionador, Fede Vidal, persigue su tercera Champions (dos con el Barça) y la primera con este peculiar equipo ruso. “Sería un sueño”.