MONTAÑISMO

Récord polémico: Nirmal Purja conquista los 14 ochomiles en 189 días

El nepalí de 36 años culmina en el Shisha Pangma (8.027 metros) su reto de subir las catorce cumbres más altas en siete meses. Ha utilizado oxígeno y traslados en helicóptero.

El alpinista Nirmal Purja posa en plena ascensión al Everest.
Britt Mumma / Everest Bass Camp

El mundo gira deprisa. Y las barreras caen dejando heridos a los puristas. En el llano Prater de Viena, Eliud Kipchoge bajó de las dos horas en la maratón calzando unas zapatillas que aumentan un 4% su velocidad. En el inhóspito Himalaya, Nirmal Purja hizo cumbre hoy en el Shisha Pangma (8.027 metros) y cerró su Project ­possible 7/14 (escalar las 14 cumbres más altas del planeta en siete meses) en exactamente 189 días. A una media de un ochomil cada 13. En seis meses y seis días. Un polémico esprint en las montañas.

El nepalí, de 36 años y que sirvió en las fuerzas especiales del Ejército Británico, también ha destrozado un récord rodeado por la controversia. No esconde que utiliza oxígeno, que se apoya en un gran equipo de sherpas, que usa cuerdas fijas y vías convencionales e, incluso, que realiza traslados en helicópteros entre campos bases. De otro modo, por ejemplo, no hubiera sido posible subir al Everest y al Lhotse en 10h 15. Fue entonces cuando realizó la foto del atasco en la cima del mundo que se viralizó. En su web, con este, exhibirá cuatro récords Guinness. Algo reñido con la esencia del alpinismo.

Purja ha destrozado una marca que tenía el surcoreano Kim Chang-Ho, que en 2013 culminó la proeza sin oxígeno en 7 años, 10 meses y 6 días. Antes, a finales de los ochenta, el polaco Jerzy Kukuczka invirtió 7 años, 11 meses y 14 días, con bombonas en el Everest pero trazando nuevas rutas y con cuatro ascensiones invernales.

El exsoldado gurkha arrancó su loco reto, entre el escepticismo, el 23 de abril de este año en el temido Annapurna. Tras liquidar en cuatro días el Cho Oyu y el Manaslu en septiembre, sólo le quedaba el Shisha Pangma, el único ochomil situado íntegramente en China y que estaba cerrado por las autoridades. Logró un permiso especial y allá que se fue. Sin otras expediciones alrededor en las que apoyarse. Con la montaña cargada de nieve en el postmonzón y en unas condiciones “horrendas” de vientos cercanos a los 90 km/h, conquistó la cumbre. Un final épico que da más valor a la última cumbre. Ahí queda la gesta. También el debate.

Pero Purja no engaña a nadie. “Una empresa así sería imposible en tan poco espacio de tiempo sin oxígeno. Debía poder bajar de una montaña para hacer otra”, contó a Explorersweb.com, donde anunció que se plantea atacar el K2 en invierno y sin bombonas. “El único desafío gigante que queda”.

SU RÉCORD

Annapurna (8.091) 23 abril 2019

Dhaulagiri (8.167) 12 mayo 2019

Kanchenjunga (8.586) 15 mayo 2019

Everest (8.848) 22 mayo 2019

Lhotse (8.516) 22 mayo 2019

Makalu (8.481) 24 mayo 2019

Nanga Parbat (8.126) 3 julio 2019

Gasherbrum I (8.035) 15 julio 2019

Gasherbrum II (8.035) 18 julio 2019

K2 (8.611) 24 julio 2019

Broad Peak (8.047) 26 julio 2019

Cho Oyu (8.168) 23 septiembre 2019

Manaslu (8.163) 27 septiembre 2019

Shisha Pangma (8.027) 29 octubre 2019