VALENCIA

Los 'toques' de Bordalás funcionan

El entrenador no ha dudado en mandar al banquillo a piezas importantes como Guedes y Maxi, pero ha funcionado: ambos marcaron en su vuelta a la titularidad.

0
Los 'toques' de Bordalás funcionan
GONZÁLEZIRANZO DIARIOAS

Bordalás no es un entrenador que se case con alguien de su vestuario. El técnico acostumbra a apoyarse en los pesos pesados del equipo, da galones a otros tantos jugadores a los que da muchas oportunidades y considera de su 'unidad A'... Pero si estos no responden, tienen actitudes cuestionables o simplemente bajan el nivel, no duda en darles un toque de atención. El claro ejemplo en el Valencia han sido Maxi Gómez y Gonçalo Guedes.

Ambos han recibido su particular 'toque' por parte del técnico, pero vayamos por partes. Maxi Gómez, un jugador bronco pero que siempre trata de dar el máximo, estaba quemado por no tener ocasiones y Bordalás también lo estaba porque consideraba que su jugador no se ubicaba donde él le pedía: "le he dicho a Maxi que tiene que estar mucho más en el área". El alicantino mantuvo la confianza en su delantero durante diez jornadas, pero cuando regresó de su lesión lo tuvo dos partidos en el banquillo, además de que en sala de prensa fue más contundente con su rendimiento: "Tiene que mejorar y ayudar mucho más"...Y a la vuelta a la titularidad, Maxi marcó gol al Celta y su posicionamiento ya fue otro, muy similar al que le pide Bordalás: Ubicado en el área. El 'toque' funcionó.

Algo parecido ha sucedido con Gonçalo Guedes. El luso supo desde el primer día por boca de Bordalás que iba a ser importante para el equipo, el técnico le 'ahorró' las labores defensivas y le colocó en la delantera y le dio galones... Y Guedes respondió. Sin embargo, Gonçalo es un jugador que a veces sufre desconexiones y aunque el entrenador nunca ha perdido la confianza en él, le cambió en dos partidos consecutivos por sus pérdidas (R. Sociedad y Rayo), hasta que definitivamente le mandó al banquillo ante el Celta. El temor a que tras el 'banquillazo' Guedes se desenchufara existía, pero Bordalás dio con la tecla y el propio Gonçalo demostró que esta temporada quiere brillar más que en otras. En el primer partido que jugó de titular tras el banquillazo su respuesta fue la misma que la de Maxi: Un golazo y un muy buen partido. Otro toque que funcionó. Ojalá el técnico no tenga quedar más.