RACING - DEPORTIVO

Sangre celeste espera al Depor en El Sardinero

Los vigueses Borja Domínguez y Manu Justo, ambos canteranos del Celta, se medirán al Deportivo de La Coruña defendiendo la camiseta del Racing

Santander
0
Sangre celeste espera al Depor en El Sardinero
Nacho Cubero Diario AS

Ninguno de los futbolistas que saltarán al césped de El Sardinero el próximo domingo necesitará una motivación suplementaria para darlo todo en un Racing-Depor, el partido más grande en la historia del tercer escalón del fútbol español. En el equipo santanderino, no obstante, hay dos jugadores que esa sobremotivación les viene de serie: Borja Domínguez y Manu Justo. Vigueses y criados en la cantera del Celta ambos, las ganas de ganar al Deportivo están en su ADN.

En el caso del centrocampista, llegado este verano a Santander tras pasar por el Racing de Ferrol, Córdoba, Oviedo, Alcorcón, Pontevedra y Lugo, se da la circunstancia de que nunca se enfrentó al primer equipo deportivista. Sí, por supuesto en las categorías inferiores, hasta la División de Honor de juveniles. Manu Justo, en cambio, sí que ha tenido la oportunidad de medirse al Depor: fue la pasada temporada defendiendo los colores del Celta B en Segunda B. Disputó los 90' en la victoria viguesa en Riazor (1-2) y 82' en el 0-3 de los coruñeses en Barreiro. Pese a ser el máximo goleador del Celta B, no logró anotar contra los deportivistas.

Borja Domínguez dio el susto esta mañana, tras un choque con Fausto Tienza.

De cara al partido del domingo, todo apunta a que Borja Domínguez será uno de los once elegidos por Guillermo Fernández Romo (que le entrenó dos años en aquel Celta Juvenil) para iniciar frente al Depor. El peso del centrocampista vigués en el Racing está creciendo ya que llegó tarde, casi con la pretemporada finalizada, y no fue titular hasta la cuarta jornada. Desde entonces, en cambio, ha empezado en el césped en cuatro de las cinco jornadas de liga disputadas y la mejoría en su juego es notoria.

Manu Justo, en cambio, solo fue titular en la primera jornada, frente al Tudelano, y desde entonces ha sido algo así como el primer suplente para dar descanso a los cuatro atacantes titulares, Soko, Pablo Torre, Bustos y Cedric. Los cuatro magníficos, como ya se les empieza a conocer, están a un gran nivel y desbancarles parece complicado (salvo por una modificación táctica de Romo, como sucedió en la suplencia de Bustos en Badajoz). La incorporación de Jack Harper y la evidente mejoría de Marco Camus, como ha demostrado en los partidos de Copa RFEF, se lo ponen todavía más difícil al vigués.

Con el Deportivo llegarán a Santander dos futbolistas con pasado racinguista..., y otro que pasó por el Racing. Borja Granero estuvo cinco temporadas en El Sardinero, jugó 147 partidos y fue uno de los protagonistas del ascenso con Paco Fernández y también del descenso de vuelta a Segunda B de la siguiente temporada, la 15/16. Menos tiempo estuvo Rafa De Vicente, que jugó en la temporada del ascenso con Iván Ania y que fue despedido, de manera muy oscura, por Chuti Molina en la pretemporada siguiente. Jugó un total de 24 partidos de verdiblanco. El que pasó por el Racing fue Juan Carlos Menudo, que estuvo unas semanas a prueba en el verano de 2013, tras salir de la cantera del Sevilla, pero que no llegó a firmar y se fue al Cartagena.

A Manu Justo le está costando hacerse con la titularidad por el buen momento de los otros atacantes del Racing.