BARCELONA

Piqué: esguince en la rodilla derecha y tres semanas de baja

Las pruebas descartaron que tenía afectado el cruzado, pero sí detectaron una lesión en el ligamento lateral interno, que le descartan para el partido ante el PSG en París.

Buenas y malas noticias para Gerard Piqué. La buena es que las pruebas han descartado que tenga afectado el ligamento cruzado posterior, que podría haberle supuesto un tiempo muy prolongado de baja, pero la mala es que sufre un esguince en el ligamento lateral interno de la rodilla derecha, que le obligará a estar unas tres semanas de baja, según ha podido saber AS.

De hecho, estamos hablando de una recaída en toda regla, ya que el jugador sufrió en el mes de noviembre un esguince de grado tres en el ligamento lateral interno, con afectación en el cruzado, que le obligó a plantearse pasar por el quirófano y que acabó dejándole casi tres meses fuera de los terrenos de juego.

En esta ocasión, al no haber afectación en el cruzado, la lesión es de un alcance menor. Además, según ha podido saber AS, el esguince es de grado dos, por lo que en principio podría necesitar unas tres semanas para volver a los terrenos de juego.

Eso quiere decir que se perderá con toda seguridad el partido de vuelta de Champions ante el PSG en París así como también los partidos de LaLiga ante el Osasuna, Huesca y Real Sociedad, regresando después del parón de selecciones, de cara al partido ante el Valladolid del próximo 4 de abril.

Así pues, a día de hoy, Koeman sólo tiene tres centrales disponibles para los próximos partidos: Clement Lenglet, Samuel Umtiti y Óscar Mingueza. Eso sí, los técnicos están a la espera de recuperar próximamente a Ronald Araújo que se resintió el pasado sábado ante el Sevilla de sus molestias en el tobillo izquierdo.