INGLATERRA

El Tottenham se derrumba en la Premier League

Los 'Spurs' de José Mourinho, desde que se pusieron líderes de la Premier League el 6 de diciembre, sólo han ganado un partido de sus últimos seis, cayendo de la zona europea.

El 6 de diciembre de 2020, el Tottenham Hotspur dio un golpe sobre la mesa en Inglaterra: ganó el derbi del Norte de Londres contra el Arsenal y, por ende, se situó como líder de la Premier League. Todo era esperanza por ver un nuevo campeón en la que muchos denominan la mejor liga del mundo. El inicio era prácticamente esplendido para los pupilos de José Mourinho, a veces sin brillo, pero con alta eficacia de la mano de una dupla mortífera: Harry Kane y Heung-min Son, como si encarnaran la misma 'Danza de la Fusión' de Goten y Trunks en Dragon Ball.

Sin embargo, luego de un mes con un apretado calendario, especialmente de la mano del famoso 'Boxing Day', los 'Spurs' se han derrumbado por completo en la competición doméstica inglesa. De sus últimos seis partidos, sólo han sido capaces de conseguir la victoria en una ocasión. Fue una goleada por 3-0 al Leeds United de Marcelo Bielsa, en lo que parecía un ejercicio de resurrección. Pero su último empate contra el Fulham, equipo en puestos de descenso a la Championship, vuelven a dejar tocadas las aspiraciones del Tottenham. Actualmente son 6º con 30 puntos en la tabla clasificatoria, es decir, incluso fuera de la zona europea que marca el Everton con dos unidades más. Mientras que el liderato ahora queda a seis puntos tras el triunfo del Manchester United. 

La otra cara: vivo en todas las competiciones

No obstante, este atasco que viven en la Premier League choca con su rendimiento en el resto de las competiciones. Sin ir más lejos, hace poco más de una semana, los 'Spurs' consiguieron meterse en la final de la Copa de la Liga después de superar al Brentford. En Wembley se darán cita contra el Manchester City, en otro duelo apasionante entre José Mourinho y Pep Guardiola. Mientras que también siguen vivos en los 1/16 de la FA Cup (con la grata noticia de la irrupción de su nueva joya, Alfie Devine) y en los 1/32 de la Europa League.

Por otra parte, también hay que destacar el buen nivel en el que se encuentra el español Sergio Reguilón. Desde su fichaje por los 'Spurs', ha sido pieza clave para el técnico portugués en el lateral izquierdo. Tanto que su aportación ofensiva es más que positiva, registrando hasta cinco asistencias. Todo lo contrario a su compañero Gareth Bale, que sigue buscando encontrar su mejor nivel en la que fuera su casa antes de embarcarse en la aventura del Real Madrid. Suma tres goles y apenas 230 minutos en sus 12 partidos. Y ahora, para más inri, parece que volverá al club blanco al término de su cesión.