INGLATERRA

La Premier estudia permitir 5 sustituciones para evitar lesiones

Cuando se reanude le liga inglesa, los jugadores habrán estado parados durante mucho tiempo y así se pretende evitar las lesiones por falta de ritmo.

0
Los jugadores del Manchester City, Sergio Agüero y Gabriel Jesús, durante una sustitución.
Carl Recine Action Images via Reuters

Todavía no se sabe con certeza si se reanudará la Premier League cuando se tenga la pandemia del coronavirus bajo control. Allí son optimistas y creen que se podrá acabar el curso, aunque puede que el calendario tenga que apretarse. Pero a pesar de no tener una fecha de regreso todavía, lo que es seguro es que los futbolistas van a estar parados (aunque se ejerciten en sus casas) durante mucho tiempo.

En la Premier League están preocupados por la falta de ritmo de sus jugadores, ya que volver a la competición de golpe sin hacer ni una minipretemporada puede provocar lesiones inesperadas. The Sun explica que se está estudiando un plan mediante el cual se introduciría una norma temporal hasta que acabe el curso: que los clubes puedan introducir hasta cinco sustituciones para evitar lesiones por fatiga o falta de ritmo. Eso sí, no podrán hacer cinco cambios de manera individual, sino que solo podrán realizarlos repartidos en tres ventanas, es decir, que al menos habría que introducir dos jugadores deberían coincidir con otros compañeros al saltar al campo, evitando de este modo demasiadas interrupciones en el juego.

La medida, a falta de aprobación, habría sido propuesta a la FIFA con apoyo de la IFAB (The International Football Association Board es un organismo dependiente de la FIFA y el máximo responsable de las llamadas Reglas del Juego), aunque estaría pendiente de votación, especialmente si esperan que se implante en el resto de países de manera urgente.

Hay que recordar que el pasado mes de diciembre ya se propuso reajustar el sistema de las sustituciones debido a las conmociones cerebrales. En este caso, un jugador que sufriese un golpe aparatoso en la cabeza abandonaría el campo sin importar su opinión para que le realizasen pruebas hasta que los médicos determinasen si puede volver a jugar o no. Mientras tanto, sería sustituido a pesar de que ya se hubieran efectuado los tres cambios.

A pesar de que la medida que se propone en estos momentos es sin duda beneficiosa para la salud de los futbolistas, sí puede ser perjudicial para los clubes más pequeños, ya que su profundidad de banquillo suele ser menor que la de los grandes equipos, a menudo repleta de jugadores con mayor calidad. Algo que podría suponer una ventaja en cierto modo, a pesar de que sea difícil de controlar.