Euroliga
Alba Berlin ALB

-

Olympiacos OLY

-

Zalgiris ZAL

-

Estrella Roja RED

-

REAL MADRID

Courtois coge impulso antes de que se acerque el Clásico

El belga volverá a la titularidad en Liga ante el Mallorca. Es rotundo: "Me siento de nuevo con fuerzas, ya estoy recuperado del todo".

Courtois fue el primero en bajar del avión que trasportó a la selección de Bélgica ayer hasta Astaná (Kazajistán), donde disputará mañana (15:00) el segundo partido del parón FIFA. Lo mostró la propia federación belga en su web. El portero, ya con semblante relajado y una sonrisa en la cara, ha cogido impulso estos días antes de la disputa del Clásico (día 26). Volverá a la titularidad ante el Mallorca, según el plan establecido por Zidane, para luego ser titular también ante Galatasaray y Barcelona. La aventura de tres encuentros jugados de Areola terminó con el fallo que casi permite al Granada remontar en el Bernabéu (3-2).

La concentración con Bélgica ha permitido a Courtois volver a la normalidad. Aterrizó en ella bajo una tormenta mediática por su bajo rendimiento en el Madrid. Ante San Marino tuvo un partido cómodo. No recibió un sólo disparo. Pero el belga ya se sentía fuerte: "Sé lo que supone ser jugador de élite. Estoy muy feliz y no tengo esos problemas (los rumores de una supuesta ansiedad que obligó al Madrid a salir al paso con un comunicado)". Y fue más allá: "Hablar sobre eso sin ser cierto es una falta de respeto al jugador y a la gente que sufre eso de verdad".

Al contrario, Courtois sigue aún intentando ganar los tres kilos que perdió por la gastroenteritis aguda que le hizo retirarse al descanso del partido ante el Brujas y en el que se disparó el debate sobre un relevo en la portería. "Me siento bien ahora. Era una gripe muy fuerte y que no era agradable, pero ahora ya estoy recuperado. Pude entrenar lunes y martes casi al cien por cien y ante San Marino hice todo. Me siento de nuevo con fuerzas aunque debo ganar dos kilos más aún. Estoy recuperado", comentó a los periodistas que cubren su selección. "La gente del Bernabéu siempre es un público crítico, eso lo sabemos, y haremos todo con el equipo para que ellos también rompan a aplaudir", sentenció.