Competición
  • Premier League
  • Serie A
Premier League
Serie A

BARCELONA

La cantera no ‘chuta’ con Valverde

Un total de diez jugadores del filial han probado fortuna esta temporada con el primer equipo, pero todos ellos de manera esporádica y prácticamente testimonial.

Carles Aleñá pugna un balón con Geoffrey Kondogbia durante la final de la Copa del Rey entre Barcelona y Valencia en el Estadio Benito Villamarín.
Denis Doyle Getty Images

La aportación de jugadores jóvenes del filial blaugrana al primer equipo sigue siendo una de las grandes carencias del club en el último lustro. El último jugador que se ha consolidado en el primer equipo ha sido Carles Aleñá, pero su rol se puede considerar como secundario, ya que ha entrado en el equipo titular a cuentagotas, siendo el centrocampista de la plantilla menos utilizado por Valverde, con un balance global de 27 partidos y 1.076 minutos disputados. Unos números que le sitúan en el decimoséptimo lugar dentro de las preferencias del entrenador blaugrana.

Y si Aleñá ha tenido pocos minutos, la situación de las jóvenes promesas del filial no puede ser más desalentadora. Si nos ceñimos a esta temporada, Valverde ha recurrido a un total de diez jugadores del Barcelona B, una cifra más que notable si nos referimos al número global. Ahora bien, el problema llega a la hora de brindar una oportunidad a estos jugadores. Aquí la situación se estanca de manera muy llamativa. De hecho, el jugador que más minutos ha tenido este curso ha sido el lateral izquierdo Miranda, con un total de 4 partidos y 315 minutos -doce más que Prince Boateng (303)-. Y es que Valverde ha preferido probar con Vermaelen en la banda izquierda o con Semedo o Sergi Roberto, a pie cambiado, para dar descanso a Jordi Alba, antes que con Miranda.

La situación todavía empeora en el caso del central Chumi, el segundo canterano más utilizado este año con 3 partidos y 238 minutos. Para colmo, Chumi se hizo más famoso por la demanda frustrada del Levante en la Copa del Rey por alineación indebida que por su juego. Además Valverde demostró no confiar mucho en sus posibilidades al incorporar en el mercado de invierno al colombiano Murillo.

Sorprende asimismo la paupérrima aportación de la perla de la Masia, Riqui Puig. Un jugador que está en boca de todos, pero que Valverde suministra en raciones cortas: tres partidos y 192 minutos.

Un poco más ha jugado el lateral derecho Wagué. Su potencia y osadía en el juego le han permitido tener un tramo final de temporada interesante, sumando un total de tres partidos y 224 minutos.

Y a partir de aquí ya llegamos a los jugadores que han debutado este año de forma puntual y para cumplir el expediente en algunos casos. Estamos hablando de Collado, Cuenca, Oriol Busquets, Abel Ruiz y Carles Pérez. Todos ellos han jugado sólo un partido esta temporada y en ningún caso completo.

El caso más paradigmático es el del portero Iñaki Peña, el canterano que más veces ha entrado en las convocatorias de Valverde, pero que finalmente se ha quedado sin poder estrenarse esta temporada.