CORONAVIRUS

Los anticuerpos 'traidores' de la COVID

Investigadores de la New York University encuentran relación entre los anticuerpos 'rebeldes' y los daños pulmonares causados por la COVID-19.

Los anticuerpos 'traidores' de la COVID
Bill O'Leary The Washington Post/Getty

La revista científica Nature publica diariamente actualizaciones sobre la investigación de la COVID-19 en cuanto al daño pulmonar que ocasionan las células inmunitarias. El lunes, 11 de enero, redactaron un comentario sobre “los anticuerpos traidores que están relacionados con la muerte por la COVID-19”.

Como norma general, los anticuerpos atacan a los virus, pero en algunas ocasiones, hay ciertos anticuerpos “rebeldes” que bloquean componentes corporales como las células inmunes. Un nuevo estudio llevado a cabo en la Facultad de Medicina Grossman de la New York University (NYW) investiga la relación de estos anticuerpos con los malos resultados en personas con la COVID-19.

Proteína anexina A2

Para llevar a cabo el estudio, Ana Rodríguez y David Lee, de la NYW, y sus colegas analizaron los niveles de autoanticuerpos en el suero sanguíneo de 86 personas que necesitaron hospitalización por la infección del coronavirus.

En concreto, los investigadores se interesaron en los anticuerpos contra la proteína anexina A2, que según explican en Nature, “ayuda a estabilizar la estructura de la membrana celular y también contribuye a garantizar la integridad de los diminutos vasos sanguíneos de los pulmones”. El bloqueo de esta proteína conlleva a lesiones pulmonares, algo que ocurre con la COVID-19.

Gracias a la investigación, los expertos de la NYW averiguaron que los niveles de anticuerpos anti-anexina A2 eran más altos en personas que fallecieron por el coronavirus en comparación con los niveles encontrados en las personas que superaron la enfermedad.

Se necesitan más investigaciones

A pesar de estos resultados, que todavía no han sido revisados, desde Nature afirman que se necesitan más estudios para establecer un vínculo claro entre el SARS-CoV-2 y los anticuerpos contra la proteína anexan A2.