Deporte y Vida

SALUD

Dejar de fumar en pareja tiene más posibilidades de éxito que hacerlo individualmente

tabaco, salud, enfermedades cardiovasculares, cáncer, dejar de fumar

as.com

Un estudio del Imperial College de Londres concluye que abandonar el tabaco puede ser una ardua tarea si se acomete siN apoyo y aboga por compartir la carga en pareja o en compañía cuando sea posible.

Hasta seis veces más probabilidades de éxito tienen aquellas parejas que deciden dejar de fumar que quienes acometen esa complicada tarea de manera individual. Esta es la principal conclusión a la que han llegado un grupo de investigadores del Imperial College de Londres (Reino Unido), que asegura que abandonar el hábito tabáquico al mismo tiempo y siguiendo unos hábitos comunes puede ser la solución.

Los resultados del estudio, presentados en un congreso científico de la Sociedad Europea de Cardiología (ESC, por sus siglas en inglés), invitan a explorar la opción de dejar de fumar de manera conjunta ya que “el apoyo activo funciona mejor”.

Actividad solitaria y excluyente

"Dejar de fumar puede ser una actividad solitaria que puede llegar a ser excluyente y que además conlleva determinados síntomas de abstinencia de nicotina. Las parejas, o aquellas personas que simplemente conviven bajo un mismo techo, pueden distraerse de las tentaciones dando un paseo o yendo al cine y fomentando actividades alternativas al tabaco como comer alimentos saludables o meditar cuando están solas", explica Magda Lampridou, principal autora del trabajo.

El estudio, en el que participaron 222 fumadores con un alto riesgo de enfermedad cardiovascular o que habían sufrido un ataque cardíaco trató de medir el papel de apoyo que las parejas casadas o que cohabitan podrían tener en el abandono del hábito de fumar. En este caso, de las parejas de los fumadores reclutados, 99 eran fumadores (45%), 40 exfumadores y 83 no fumadores.

Después de la conclusión de un programa de 16 semanas en el que se ofrecieron diferentes aproximaciones terapéuticas, las probabilidades de dejar de fumar fueron significativamente mayores (5,83 veces) en las parejas que trataron de dejar de fumar juntos en comparación con los pacientes que lo intentaron solos.