Deporte y Vida

PSICOLOGÍA

5 pautas para cumplir tus objetivos para 2019

hucha para viajar

as.com

Ideas a corto plazo, con fecha de caducidad, visualización escribiendo los retos, teniendo una hucha visible para las vacaciones, todo suma para que en 2019 todo cambie.

El 2019 está casi llegando, y no es que vayamos a hacer balance, sino que gracias a una psicóloga, vamos a buscar las pautas exactas para conseguir los objetivos de manera efectiva y real. Nada de a largo plazo, ni proyectos imposibles.

Propósitos reales, efectivos, factibles, con un cambio por supuesto que venga desde nosotros mismos, un cambio de actitud, de motivación, de ejecución de los objetivos que es clave de todo cambio que se precie. Y el 1 de enero es el mejor día para empezar a hacer efectivo lo que desees, desde desconectar del teléfono, hasta viajar, pasando por dejar de fumar, o cambiar de pareja.

5 pautas para cumplir tus objetivos para 2019

Crear nuevos hábitos, claves para mantener la motivación

"Es muy difícil mantener la motivación, por lo que no hay que confiarse. Los resultados que vayamos obteniendo nos ayudarán a mantenernos optimistas y con ganas de persistir en el empeño. Si nuestro propósito es mantener la línea, pesarnos y ver que todo funciona seremos más persistentes en el empeño". El ensayo error está permitido, hay que encontrar la tecla exacta que nos funcione. Puedes tener en mente la regla de los 21 días, un reto sencillo donde a partir del día 22 lo que te hayas propuesto ya formará parte de tu día a día.

La fuerza del pensamiento positivo

La psicóloga Pilar Conde, de Clínicas Origen, nos recomienda centrarnos en lo positivo no sólo del mensaje, del cambio, de intentar hacer algo diferente sino, sobre todo, en alejar la negatividad. "Te será difícil conseguir algo si tu estado general está teñido de negatividad. Tienes que aprender a mirar en tu interior y a utilizar las herramientas que te ayuden a gestionar tu relación con el entorno de forma positiva".

El error está permitido

Los cambios requieren un proceso, por eso si lo que quieres es nadar todos los días, ir al gimnasio, o salir a correr, y no lo consigues siempre, cambia tu objetivo por salir a hacer ejercicio 4 días. Un reto sencillo que podrás cumpliar, y ya irás subiendo la intensidad del objetivo.

"Si has incumplido el propósito, continúa esforzándote, no tires todo por la borda. Un fallo puntual no es un fracaso definitivo, a no ser que decidas saltarte las reglas o reinventarlas según tus conveniencias continuamente. El compromiso con tu objetivo te mantendrá en la acción", cuenta la psicóloga.

Visualiza tu objetivo

"Las emociones positivas son las que nos mueven a la acción. Si tu esfuerzo va a ir encaminado a ahorrar dinero para las vacaciones, imagínate con lo guardado en el mes de junio y sacando un billete de avión a un destino favorito", explica.

Si tu reto es perder una talla, ir viendo cómo pierdes peso en la báscula será una motivación brutal. Si lo que quieres es comer más sano, acudir a hacer la compra al supermercado y comprar fruta, verdura, hortalizas... te hará sentir que estás más cerca de tu sueño.

Papel, boli y apunta

Es clave ver lo que quieres hacer, y te acordarás mejor si lo escribes tú mismo. Puedes llenar una pared de post-it a modo de muro de motivación; puedes tener un corcho, puedes ir dejando alertas en tu calendario digital para que te vayan motivando si es lo que necesitas... Pero, sea lo que sea, debe tener fecha de inicio. No vale decir, 'me voy a sacar el carnet de conducir'. No, debes decir: en enero me apunto a la autoescuela y antes del verano estaré con el carnet'. Plazos en el corto tiempo que vayas a realizar de verdad.

No puedes decir, si no corres nunca, que en 2019 vas a correr la Maratón de Londres. No, se trata de ir paso a paso. Si tu objetivo es salir a correr, empieza por hacerlo varios días en semana. Intenta cuando lleves varios meses apuntarte a alguna carrera pequeña, y ponte como objetivo un 10K antes de fin de año. Paso a paso, seguro y sin prisa.

"Concreta el propósito y ponle fecha de inicio, así como la periodicidad de cumplimiento, si se trata de una tarea. Por ejemplo: ampliar mis estudios de inglés. Apuntarme a una academia. Comenzar el próximo 1 de febrero. Se trata de evitar las ambigüedades tipo ser más estudioso", señala Conde.

0 Comentarios

Normas Mostrar