Deporte y Vida

La dieta keto, más efectiva que el ejercicio en personas obesas

NUTRICIÓN

La dieta keto, más efectiva que el ejercicio en personas obesas

La dieta keto, más efectiva que el ejercicio en personas obesas

Según un nuevo estudio, la dieta keto podría ser incluso más efectiva que la práctica de ejercicio físico en personas obesas para su salud y pérdida de peso.

Algunas dietas han llamado la atención entre los científicos y la gente común, especialmente la dieta keto, que esencialmente obliga al cuerpo a extraer energía de las reservas de grasa para que el organismo funcione correctamente, en lugar de los carbohidratos.

Este tipo de alimentación es muy parecida a la dieta Atkins, popularizada por el cardiólogo estadounidense Robert C. Atkins a principios de la década de los 70, y es una de los denominadas dietas cetogénicas. Su base nutricional es limitar la ingesta de carbohidratos de manera drástica, consumiendo únicamente entre el 5 y el 20% de los macronutrientes a través de los hidratos de carbono. Por el contrario, el consumo de grasas es elevadísimo, siendo de un 75% del total de la comida que ingerimos a través de los alimentos.

Se ha demostrado que la dieta keto ofrece beneficios para la salud: pérdida de peso, niveles de insulina más saludables, ayuda a tratar tumores y agudiza la memoria. También está ganando atención por su capacidad para ayudar a las personas con obesidad severa que, por una multitud de razones de salud, no necesariamente pueden hacer ejercicio o dieta como lo hacen las personas sanas.

Pues bien, según un nuevo estudio, para personas con sobrepeso y obesas con signos de síndrome metabólico (una combinación de factores que pueden aumentar el riesgo de diabetes, accidente cerebrovascular y enfermedad cardíaca) seguir la dieta keto y no hacer ejercicio podría ser una opción más saludable que hacer ejercicio y seguir siendo obeso.

Para el estudio, los investigadores reunieron a tres grupos de hombres y mujeres obesos de entre 18 y 65 años que habían sido diagnosticados con prediabetes, diabetes tipo 2 y / o síndrome metabólico. Luego, los investigadores colocaron a un grupo en una dieta tipo keto (menos de 30 g de carbohidratos por día sin ejercicio) y pidió a un segundo grupo que comiera igual, pero entrenase de tres a cinco días a la semana en sesiones de 30 minutos, mientras mantuvo a otro grupo en su dieta regular sin ejercicio.

Resultados: la dieta keto redujo significativamente el peso, el porcentaje de grasa corporal y el IMC de los participantes que siguieron este patrón alimenticio; mejor, de hecho, que el grupo que realizó ejercicio físico. "Los resultados muestran que, si bien hay abundantes pruebas que indican que el ejercicio es beneficioso, una dieta ketogénica sostenida el tiempo puede ayudar más a las personas con sobrepeso u obesidad”, confirmaron los investigadores.

0 Comentarios

Normas Mostrar