GIRO DE ITALIA

El Eolo de Contador y Basso se estrena en una grande

El equipo de la Fundación Contador se estrenó en el Giro con un 102º puesto de Albanese como mejor clasificación en la crono inaugural de Turín.

Italia
El Eolo de Contador y Basso se estrena en una grande
Kometa

Alberto Contador y su hermano mayor y representante, Fran, crearon en 2013 la Fundación Contador, un proyecto para fomentar el ciclismo desde la base y concienciar sobre el ictus, la dolencia que afectó al pinteño en 2004 mientras disputaba la Vuelta a Asturias. En 2018 lanzaron una escuadra continental, que este 2021 subió a Segunda División. La licencia pasó de española a italiana, la de sus patrocinadores: Eolo, una empresa de telecomunicaciones, colaboradora de RCS, y Kometa, división transalpina de una fábrica húngara de alimentos. “Cambiamos nuestra nacionalidad por una falta de acuerdos con espónsores en España”, resume Fran. Gracias a ese movimiento, el Giro les abrió sus puertas a través de una wild card y se estrenan en una grande en la 104ª edición. “Supone la culminación de un sueño”.

Las dos caras visibles del Eolo-Kometa conquistaron la Corsa Rosa, Contador (2008 y 2015, quedó desposeído del de 2011 por dopaje) e Ivan Basso (2006 y 2010). El varesino ejerce como mánager deportivo (con otro exprofesional, Jesús Hernández, en la dirección técnica): “No me imaginé que participaría en otro Giro como gestor de una estructura, pero aquí estamos, con toda la ilusión del mundo”. La alineación la integran los locales Manuel Belletti (ganador de un parcial en el Giro de 2010), Francesco Gavazzi (vencedor de una jornada en la Vuelta de 2011), Vincenzo Albanese, Edward Ravasi, Samuele Rivi y Lorenzo Fortunato, el húngaro Marton Dina y el británico Mark Christian. No figura ningún corredor español, ya que Alejandro Ropero, granadino de 23 años que en 2020 se impuso en la primera etapa del Baby Giro (portó la maglia de líder y acabó séptimo de una general que se apuntó Tom Pidcock), se cayó de la preselección por unas molestias en la cadera. “Una lástima, aunque significaría empezar mermado”, reconoce Ropero, que acudirá al Tour de Hungría (12-16 de mayo).

Albanese consiguió la 102ª plaza en la contrarreloj inaugural de Turín, la mejor clasificación del Eolo en su debut. “Salvo Belletti y Gavazzi, que aportan veteranía, el resto del grupo destaca por su juventud. Pensamos en el futuro, pero queremos brillar y, por qué no, buscar alguna victoria en las oportunidades que se presenten”, argumenta Alberto Contador. “Traemos un bloque muy fuerte que tratará de alcanzar algún triunfo desde las escapadas y en grupos reducidos. Lo más importante será transmitir una buena imagen y disponer de protagonismo siempre, con agresividad y ambición. Nos encontramos en la carrera más bella, en el país más bello. Eso nos obliga a aprovechar la invitación”, concluye Basso.