Competición
  • Champions League
  • Mundial de Clubes

CICLISMO

Van der Poel deja la puerta abierta a correr París-Roubaix

El ciclista holandés Mathieu Van der Poel rueda con el maillot de campeón de Holanda de ruta.

Twitter @mathieuvdpoel

En una entrevista en el programa holandés Peptalk el corredor de ciclocross dejó abierta la puerta a competir en las Clásicas de Flandes en la temporada 2019.

Mathieu Van der Poel mira con mucha ilusión la oportunidad de competir en las Clásicas de Flandes en la temporada 2019 después de que termine la temporada de ciclocross. En una entrevista en el programa de televisión holandés Peptalk Van der Poel confirmó que este año competirá en más pruebas de carretera y entre esas pruebas podrían estar Gante-Wevelgem e incluso París-Roubaix. "Voy a competir en pruebas de carretera de más nivel por primera vez. Gante-Wevelgem es una de ellas junto a otras clásicas. ¿París-Roubaix? Podría ser posible pero aún no sé si voy a correr".

De esta forma Van der Poel, actual campeón de Holanda de ruta y segundo en el Campeonato de Europa en ruta en Glasgow, podría seguir los pasos de su principal rival en ciclocross, Wout Van Aert, que en 2018 ha competido en algunas clásicas destacadas con un gran rendimiento (fue tercero en Strade Bianche y Top-10 en Gante-Wevelgem y Tour de Flandes) y podrían trasladar su duelo del barro del ciclocross al pavés de Flandes. Van der Poel se ve capaz de ir alternando ciclocross y ruta y espera lograr grandes resultados en ambas. "No soy muy planificador, he de admitirlo. A veces salto de una modalidad a otra y eso me viene bien".

Van der Poel disputará la temporada de Clásicas de Flandes después de una temporada de ciclocross en la que ha empezado en modo arrollador con su victoria en el Campeonato de Europa, el triunfo en la prueba de Copa del Mundo de Berna y otros seis triunfos en otras tantas carreras, y en la que tiene un objetivo claro: "Mi próximo objetivo es ganar el Campeonato del Mundo (Bogense 2-3 de febrero de 2019)", donde quiere sacarse la espina de 2018, cuando Wout Van Aert le arrebató el maillot arcoíris en Valkenburg después de que el holandés se enganchase en el barro.

Pese a la tentación de la carretera (Van der Poel es nieto del mítico Raymond Poulidor), el ciclista holandés ahora quiere centrarse en el ciclocross y en el MTB de cara a los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 y deja el paso definitivo a la modalidad de ruta para más adelante. "Sólo tengo 23 años así que tengo mucho tiempo. Después de los Juegos Olímpicos (donde competirá en Mountain Bike junto a Wout Van Aert) tendré 25 y con una carrera sin lesiones tendría 10 años para competir en carretera".

Otro de los sueños de Van der Poel es el de competir en el Tour de Francia, aunque el holandés reconoce la exigencia que ello requiere y no ponerse presión."Quiero competir en el Tour de Francia algún día, pero sé que tengo que adaptarme a ello durante un tiempo. No quiero hacer todo rápido. Las cosas van bien y hay que seguir así".

0 Comentarios

Normas Mostrar

Webs de PRISA

cerrar ventana

© DIARIO AS, S.L.