Tourmalet, feliz centenario de la madre de todas las montañas

tour de francia | historia

Tourmalet, feliz centenario de la madre de todas las montañas

Tourmalet, feliz centenario de la madre de todas las montañas

Diario AS

El Tour cumple cien años de clientela en los Pirineos, y por eso homenajea este año a su cima más mítica y emblemática, El Tourmalet, un "camino de mal retorno" que conquistó por primera vez el francés Octave Lapize en 1910, el mismo día que "juró" contra los organizadores, a los que acusó de "asesinos". Tour de Francia 2017 en directo online: Etapa 19

No es ni el puerto más bonito ni el más duro, pero es sinónimo de ciclismo, y en especial de Tour de Francia. Se ha pasado en 80 ocasiones y sólo en una fue final de etapa, en 1974 con triunfo del francés Jean Pierre Danguillaume.

Situado en los Pirineos franceses a una altitud de 2.115 metros sobre el nivel del mar, el Tourmalet y no tuvo carretera hasta 1846, en tiempos de Napoleón III, quien ordenó la construcción de una ruta termal.

En el historial del Tourmalet los españoles han aportado algo más que un granito de arena. Los "grimpeurs" españoles han hecho historia, con 11 corredores que han conquistado tan reputada cima. Entre todos ellos destacan los nombres de Federico Martín Bahamontes, que cruzó 4 veces en solitario y Julio Jiménez, que coronó en tres ocasiones.

Historias marcadas para siempre en el palmarés de la grande boucle que no hubieran sido posibles si el luxemburgués Alphonse Steinés no hubiera metido "un farol" al organizador de la carrera, Henri Desgrange, quien le envió a Pirineos en busca de sensaciones fuertes para el Tour de 1910.

Steines se fue en coche a visitar aquel puerto una mañana de primavera. La nieve hizo encallar el vehículo a 4 kilómetros de la cumbre, por lo que el explorador tuvo que subir andando. Apareció muchas horas después casi congelado en la localidad de Bareges. Desde la oficina de telégrafos le "estafó" a Desgranges con un mensaje que hablaba de "muy buena carretera, perfectamente practicable".

Desgranges decidió estrenar la cordillera pirenaica aquel año con el ascenso al Tourmalet. Y se llevó un insulto de Lapize, quizás sin saber por qué. Steines no le contó nada del infierno que esperaba a los ciclistas. El héroe francés, al menos, se quitó ese año el disgusto llegando a París vestido de amarillo.

Anécdotas en el gigante pirenaico hay muchas. En 1913, Eugène Christophe rompió la horquilla de su bicicleta en el Tourmalet y tuvo que repararla él mismo en una forja en Sainte Marie de Campan para poder continuar la carrera. En 1969 el legendario Eddy Merckx lanzó un ataque en el ascenso y llegó en solitario a la meta de Mourens con 8 minutos de ventaja. Fue el germen del primero de sus cinco Tours.

Sólo un final de etapa

Desde el Tour de 1947 la carrera ha cruzado el puerto 47 veces, además de un final de etapa en la cumbre en 1974. También ha habido tres finales en La Mongie, la estación de esquí situada a mitad de la ascensión. En 1980 el Tourmalet pasa a llamarse "Hors Categorie", fuera categoría, debido a su dificultad.

La organización del Tour celebrará el centenario de los Pirineos con una doble visita al Tourmalet. La primera este martes con motivo de la decimosexta etapa, en una jornada en la que los corredores también se enfrentarán a puerto de postín, como el Peyresourde, el Aspin y el Aubisque, también "apellidos" ilustres del Tour. Y el jueves, después de la jornada de descanso, la decimoséptima etapa llega a la cima tras atravesar la Marie Blanque y el Soulor.

El primero en atravesar la línea de llegada se llevará el premio Jacques Goddet, director del Tour de Francia entre 1936 y 1987, inmortalizado con una estatua, como Lapize, el primer conquistador.

El próximo miércoles, la víspera de la etapa reina de los Pirineos, la historia viva del Tour se concentrará en la cima del Tourmalet para soplar las velas del 100 aniversario del famoso puerto.

Los pentacampeones del Tour Miguel Induráin y Bernard Hinault, Julio Jiménez, el "relojero de Ávila", Ángel Arroyo, Bernard Thevenet y Raymond Poulidor, son algunos de los invitados. Algunos, incluso, retarán los 17 kilómetros de ascenso en bicicleta.

Los españoles del Tourmalet

Los ciclistas españoles empezaron a escribir su historia en esta cima en 1933, año en el que se instaura el Premio de la Montaña. Aquel año es Vicente Trueba, "La pulga de Torrelavega", quien pasa en cabeza el Tourmalet, en una jornada entre Tarbes-Pau de 185 kilómetros.

Entre los escaladores ilustres del ciclismo español se coló el esprinter Miguel Poblet, quien en 1955 pasó el primero por la cima del Tourmalet acompañado por Charly Gaul, Louison Bobet y Jesús Loroño.

El último español en pasar en cabeza el Col del Tourmalet es David de la Fuente, actualmente gregario de Alberto Contador en el Astana. El ciclista cántabro tuvo dicho honor en 2006, año en el que conquistó el premio de la combatividad y llevó el maillot de la montaña durante unas jornadas.

Comentarios

Comentarios no disponibles