ATLANTA HAWKS

Los Hawks irrumpen por Simmons

La franquicia de Georgia, la gran decepción de la temporada, aparece como una de las más interesadas en el australiano, según Charania. John Collins podría ser la clave de la operación.

0
Los Hawks irrumpen por Simmons
Brett Davis USA TODAY Sports

Queda menos de un mes para el 10 de febrero, la fecha del cierre de mercado invernal en la NBA. Así que va a haber mucho movimiento en los próximos días, jaleo adelantado por el ruido de los rumores, que va a ser incesante a partir de ahora. Y pocas situaciones van a generar tantos como la de Ben Simmons y Philadelphia 76ers. El australiano de 25 años, que firmó en el verano de 2019 una extensión por cinco años y 170 millones de dólares, no ha jugado en el curso presente (su salario es de 33 millones de dólares), sigue sin contemplar ninguna opción que no pase por salir de los Sixers y la franquicia, mientras, aparenta calma para no perder peso en las negociaciones. Daryl Morey quiere una estrella a cambio, quiere un gran retorno para no perder el pulso y dar a Joel Embiid un proyecto con el que ir a por el título. Pero a medida que se acerca el 10 de febrero son más lo que creen que, diga lo que diga, el ejecutivo podría acabar rebajando sus pretensiones y adaptándose a lo que dicte el mercado con tal de pasar página.

Mientras, al menos en las últimas semanas, hay menos ruido en una situación estrambótica y los Sixers están en un gran momento, con Embiid jugando a nivel MVP. En cierto modo, tranquilidad para Morey; Pero, a la vez, más presión para rodear a su estrella de los mejores mimbres posibles. Y eso, en lo deportivo, no pasa por tener parado y en el ostracismo a un Simmons que, según Shams Charania, ya no está siendo multado porque, aunque no juega porque alegó que no se encuentra en condiciones desde un punto de vista psicológico, está acudiendo a los entrenamientos y reuniones obligatorias y está citándose con los expertos de los Sixers en salud mental. Antes, las multas habían ascendido a 10 millones de dólares que rascar de su salario, o eso al menos se dijo desde la prensa de Philadelphia.

El propio Shams Charania pule la lista de pretendientes y abre un melón interesante con un nuevo favorito, o favorito a ser favorito para hacerse con el australiano: Atlanta Hawks. El equipo de Georgia es la gran decepción de la primera mitad de la temporada: de finalista del Este y proyecto emergente a verse ahora mismo fuera incluso de la zona play-in y con una de las peores defensas de la NBA. Eso hace que haya aparecido el nombre de los Hawks en una lista en la que también están Indiana Pacers, Sacramento Kings, Minnesota Timberwolves y Portland Trail Blazers.

Simmons, desde luego, encajaría en un equipo con graves problemas defensivos. ¿El retorno para los Sixers? Tendría que partir de John Collins, el interesante ala-pívot de 24 años que firmó este verano una extensión por cinco años y 125 millones. Ahora mismo, siempre según Charania, no hay una resolución cerca ni certeza de que a Morey le pudiera satisfacer plenamente una opción así. Pero, al parecer, Collins está decepcionado con su situación en los Hawks y con la falta de espíritu colectivo en un vestuario en el que siente que su voz no se escucha. Además considera que mientras que él ha ido aumentado su repertorio en ataque, Nate McMillan sigue sin darle peso en los sistemas ofensivos. Así que parece que al menos Collins sí vería con buenos ojos una operación que sería un bombazo y que mandaría a Simmons a jugar con Trae Young en el equipo que derrotó a los Sixers en segunda ronda de playoffs y provocó la gran debacle deportiva y mediática que condujo a un divorcio que, eso sí que está claro, no tiene vuelva atrás.