NBA | GOLDEN STATE WARRIORS 119-TORONTO RAPTORS 104

Golden State Warriors fulmina desde el triple a Toronto

La franquicia de La Bahía, líder del Oeste, fulmina a los de Canadá con un 22/45 desde el triple. Wiggins y Poole se transformaron en Curry.

0

Golden State avance como un gigante en la NBA. Los Warriors doblegaron esta madrugada a Toronto Raptors (119-104) y sumaron su 15ª victoria de la temporada en 17 partidos. Es su cuarto triunfo consecutivo y presentan un balance de 11-1 en los últimos 12 partidos. Solo Charlotte y Memphis ha logrado doblegar a una máquina casi perfecta: ocupan el segundo lugar en rating ofensivo (112,9) y el primero defensivo (100). Están a la cabeza en el diferencia, el net rating (12,9). Son el único equipo de toda la Liga que ha superado los 100 puntos en todos sus encuentros.

Y en esta ocasión no contaron con la versión superlativa de Stephen Curry. El base volvía a las canchas tras perderse el último encuentro contra Detroit Pistons por un problema en la cadera y se quedó en 12 puntos con un 1/6 desde el triple. Sin él surgieron otros, como en una máquina perfectamente engrasada: Draymond Green fue un pilar en defensa (“el mejor del mundo (en esa lugar de la pista”, según Steve Kerr, su entrenador). Y en ataque, Andrew Wiggins, Jordan Poole y una lluvia torrencial desde el triple.

Gran día desde el triple

Wiggins acabó con 32 puntos y Poole, con 33. Entre los dos, un 14/19 desde el triple para el 22/45 final de unos Warriors que en lo que llevamos de temporada han anotado el 70,8% de sus canastas con asistencias. Nada mal a la espera de la vuelta de Klay Thompson. El escolta, dos temporadas en blanco, tiene fechado su regreso a las pistas para Navidades. Si vuelve a un 70%, Golden State será clarísimo candidato al anillo a la espera de la evolución final de Brooklyn Nets y Milwaukee Bucks… y con el permiso de unos Phoenix Suns que han cogido velocidad de crucero: 12 triunfos seguidos y sin mirar hacia atrás.

El partido del Chase Center se rompió ya antes del descanso con la salida en tromba de los Warriors, que ya estaba 17 arriba mediado el segundo cuarto (36-19). Entre Siakam (21) y VanVleet (17), los de Canadá trataron de recortar unas distancias que se mantuvieron siempre rondando la decena de diferencia… hasta que Golden State daba un nuevo zarpazo, algo que hacía siempre que tenía la oportunidad gracias a una circulación milimétrica y veloz de la pelota.