DENVER NUGGETS

Campazzo señala las diferencias entre la NBA y el resto de ligas

Para el armador argentino de los Nuggets en la NBA todo es "a rajatabla": "Si no cumples el plan y no te sale bien, digamos que te lo hacen saber".

Facu Campazzo
Steph Chambers AFP

Está muy extendida la creencia que en la NBA no se defiende y que todo el juego, por lo menos hasta las ansiadas finales de la competición, es fruto de la improvisación y la alta calidad de sus jugadores. Facu Campazzo, que ha sido campeón en Europa y un referente hasta marcharse para vivir su gran oportunidad de la mano de los Nuggets, ha sido uno de los últimos en tratar de rebatir dichos pensamientos. 

El jugador, MVP en el Real Madrid antes de hacer las maletas y viajar a Denver, ha concedido una entrevista a La Nación en la que repasa la actualidad del equipo y las sensaciones que está viviendo en su primera experiencia norteamericana. 

Campazzo ha tenido gran participación en la Euroliga en los últimos dos años, ha dominado Liga y Copa en España y ahora está ante un reto mayúsculo en Estados Unidos: ser titular para sustituir a Jamal Murray, el segundo mejor jugador de un equipo que contaba en las apuestas desde hace unos meses como favorito al Anillo por el lado del Oeste. Con ello juega el argentino, que tiene en la NBA una ilusión. 

"Aquí es mucho más táctico todo. Nos dieron un libro con una gran cantidad de páginas que te explica las tendencias de cada jugador, las jugadas que hace. Hay un análisis profundo del rival. En 'playoffs' es todo más detallado. Analizan por qué costado va a salir, cómo le gusta expresarse ofensivamente. Hay que saber en qué jugada se potencia más. Eso hay que estudiarlo y, cuando vas a hacer el vídeo del 'scouting', los asistentes te hacen preguntas para conocer si estuviste trabajando sobre el material que te dan. Y todo eso lo tienes que llevar después a la cancha. Fue algo nuevo para mí", destaca Facu, que viene del más alto nivel y ahora experimenta con un mundo todavía más avanzado. "En Argentina y España hay reglas también a seguir, planes estratégicos, pero hay una cuota de instinto del momento. Acá todo es más a rajatabla. Ojo, aquí hay ciertas libertades para jugar, puedes tomar riesgos. Pero si te sales del plan un poco y va bien no te dicen nada; si no es así, bueno, te lo hacen saber. Siempre te recomiendan que sigas todo a la perfección porque todo está muy estudiado. Te dan todas las herramientas tácticas y vos después le tienes que poner tu intensidad y la energía", añade el de Córdoba en lo relativo a las defensas. 

"Tienes menos tiempo para tomar determinaciones. El ataque sí se asemeja más a lo que estaba acostumbrado, con menos espacios, menos margen para el error. Lo pagas caro si te equivocas. Cada detalle cumple una función importante. Por momentos sentí que no le podía sacar la ficha a mi juego, me costaba entrar en ritmo. Así como los estudiamos, ellos lo hacen con nosotros. Intenté jugar lo más inteligente posible, pero me di cuenta que tengo muchísimas cosas para mejorar", declara. 

"Todo es más físico y táctico. Ya hay piques, hay minipeleítas, se habla más, hay más roce. Es más lindo, se ponen más picantes los partidos. Se nota un poco la diferencia con la temporada regular", asegura Facu al hablar de una mayor intensidad.