TD Systems Baskonia BAS
74
Real Madrid RMA
85
1234T
BAS 20 16 24 14 74
RMA 27 18 21 19 85

FINALIZADO

LIGA ENDESA | 26ª JORNADA

El Madrid es un tipo duro

Los blancos se levantan, 72 horas después de perder ante el Barça, con una gran victoria en la cancha del Baskonia. Buen partido de Alocén. Deck, brillante y Tavares, descomunal.

Después de perder su sexto partido frente a un equipo español en la Euroliga, al Madrid le tocaba un desafío inmediato en Vitoria, en una ACB que lidera con puño de hierro y donde sí ha vencido al Valencia y, ahora (74-85), al TD Systems Baskonia por partida doble. El Real demuestra que sabe digerir las frustraciones, que en estos años ha aprendido a ganar, pero también a levantarse rápido cuando vienen mal dadas, que es un tipo duro. La presencia de Tavares resultó demoledora: 16 puntos (5 de 5 de dos), 12 rebotes, 2 asistencias y 5 tapones para 37 de valoración (y +32 con él en pista). El gran referente del quinteto titular (y esta vez también principal) que formó junto con Alocén, Causeur, Deck y Thompkins y que funcionó realmente bien. Atrás y en ataque, cogiendo en falta a la defensa vitoriana. Actuación de mucho mérito del base maño, perfecta para su aprendizaje. Y nuevo partidazo de Deck (18+5 y 4 asistencias para 22 créditos). Buena labor en general y apariciones importantes de Causeur y Thompkins.

Apenas 72 horas después de la gran sensación de impotencia que le dejó el Barça, el Madrid escondió sus problemas ofensivos y de generación de juego para completar una primera parte brillante con 45 puntos (27 en el primer cuarto), 11 asistencias y… ninguna pérdida (10 al final). Sí, ninguna, cuando venía rondando (y superando) las 20 en varios de sus últimos compromisos y, esta vez, frente a un rival especialista en las recuperaciones.

En pie abrazado al mismo pilar de siempre, eso sí, Tavares, que disputó un primer cuarto antológico (8 tantos, 4 capturas, 1 pase y 4 gorros para 17 de valoración) y facilitó la circulación y los espacios para sus compañeros, para los triples de Deck, por ejemplo, y para algún corte sorpresa. Doblegó a Jekiri y también a Fall, que se le había atragantado en los duelos previos. Cuando se tomó un respiro en el banco su equipo viajaba con +14 (20-34) y tres minutos más tarde sus compañeros habían desperdiciado 8 puntos de la renta con un ataque plano, plagado de tiros sin convicción y sin amenazar por dentro. Alocén rompió la sequía en una galopada y Thompkins encadenó tres canastones frente a Peters y Polonara. Ivanovic lamentaba la mala actitud en la retaguardia de los suyos mientras Vildoza activaba el modo héroe con 11 tantos (y hasta ahí). Qué gozada ver jugar al argentino, un manantial de talento.

Se esperaba un giro de tuerca atrás vitoriano, aunque este no sobrevino de inmediato. La reanudación fue una copia del primer cuarto (y el mismo quinteto blanco, el estelar este domingo) con una defensa merengue pletórica en concentración y movilidad, recuperando situaciones desfavorables con eficacia e intervención de los cinco jugadores. En ataque, Causeur lo bordaba (dos triples y dos tiros libres casi seguidos). Pero llegó el bajón, y llegaron las pérdidas provocadas por el Baskonia y no provocadas. Diop había capeado el temporal cuando más arreciaba (41-57) y, entonces, Alocén extravió dos balones tras arriesgar y volver a arriesgar innecesariamente, lo que abrió la espita: otras tres bolas perdidas por Causeur y una de Laprovittola. Los de Ivanovic subían líneas, aparecía Henry y… 60-66 para cerrar el tercer periodo.

Puntapié final

El Baskonia enseñaba los dientes, el Madrid apretó los suyos. Y los puños. Quiso y pudo evitar que la gran labor anterior se escapara por el desagüe. Quedaba aún bastante de lo que había levantado y construyó sobre eso. Entraba Carroll por primera vez, con las miradas que atrae y con un triple. Su equipo recuperaba la calma, goleando cerca del aro en superioridad física por la apuesta local de juntar a dos interiores pequeños, y el tono defensivo (Henry, eso sí, erró varios triples cómodos). El parcial de 2-19 (62-85) fue el puntapié simbólico a cualquier intriga por el desenlace. El Madrid lleva 23 de 24 en esta Liga, una proeza dado los problemas de su coche y las curvas con las que ha lidiado.

Estadísticas
Min Pts RT RO RD Ast Per Rec Tap Tiro T1 T2 T3 FR FC Val
31 30 10 7 3 4 0 0 1 0 60% 2/2 4/5 0/3 2 2 13
33 27 10 2 0 2 0 1 0 0 38% 2/2 1/4 2/7 2 3 2
3 24 11 3 1 2 1 1 0 0 64% 3/3 4/7 0/1 4 1 13
8 7 0 2 0 2 0 0 0 0 0% 0/0 0/0 0/0 0 0 2
19 7 2 0 0 0 0 0 0 1 20% 0/0 1/5 0/0 0 2 -4 -
25 33 7 4 0 4 1 0 0 0 43% 0/0 2/2 1/5 3 3 8
7 30 14 3 2 1 11 0 3 0 36% 0/1 1/5 4/8 1 2 20
30 16 5 2 0 2 0 2 0 0 43% 1/2 2/3 0/2 3 0 4
12 12 10 2 0 2 0 1 1 0 83% 2/2 1/2 2/2 4 4 11
5 10 2 1 0 1 0 1 0 0 17% 0/0 1/5 0/1 0 0 -5 -
47 2 0 0 0 0 0 0 0 0 0% 0/0 0/0 0/0 0 0 0 s.c.
2 2 0 0 0 0 0 0 1 0 0% 0/0 0/0 0/0 0 0 1 s.c.
Estadísticas
Min Pts RT RO RD Ast Per Rec Tap Tiro T1 T2 T3 FR FC Val
14 32 18 5 2 3 4 1 0 0 67% 0/0 6/7 2/5 1 1 22
22 30 16 12 4 8 2 0 1 5 85% 6/8 5/5 0/0 4 1 37
33 29 12 4 1 3 4 0 0 0 55% 2/2 2/7 2/2 1 3 13
12 28 11 5 1 4 2 2 0 0 56% 0/0 4/8 1/1 4 3 12
1 22 12 2 0 2 3 3 3 0 75% 2/2 2/3 2/3 2 2 15
44 16 2 1 1 0 2 1 0 0 25% 2/2 0/3 0/3 1 0 -1 -
8 12 4 0 0 0 3 1 0 0 67% 0/0 2/2 0/1 0 3 2
20 10 3 3 0 3 0 0 0 0 33% 0/0 0/1 1/2 1 2 3
7 7 0 2 1 1 0 0 0 0 0% 0/0 0/1 0/0 1 1 1 -
16 6 2 1 0 1 0 1 0 0 50% 0/0 1/1 0/1 0 1 0 -
6 4 0 0 0 0 0 0 0 0 0% 0/0 0/0 0/1 2 2 -1 s.c.
11 2 0 0 0 0 0 0 0 0 0% 0/0 0/0 0/0 0 0 0 s.c.