NBA

La brutal reacción de la NBA al asesinato de George Floyd: "Si estoy allí, me detienen seguro"

La NBA ha respondido casi al unísono al asesinato en Minnesota de George Floyd a manos de cuatro policías, despedidos tras la emisión de un vídeo inculpatorio.

El pasado martes, cuatro policías de la ciudad de Minneapolis, al norte de Estados Unidos, fueron despedidos a raíz de la difusión de un video en el que se ve durante minutos a un agente blanco apretar con una rodilla el cuello del detenido, George Floyd, de raza negra, y quién posteriormente murió en el hospital. La acción fue rápidamente interpretada como un abuso de la autoridad y para muchos un crimen racista, algo que ha provocado una reacción en cadena por toda la NBA, en la que las reivindicaciones hacia las personas racializadas han vuelto a salir a la luz.

LeBron James fue uno de los más críticos con el crimen y colgó este post en su Instagram en el que dejaba muy claro que lo consideraba obra del racismo. En la imagen se puede ver a Floyd junto a otra fotografía de la exfigura del football Colin Kaepernick arrodillado durante la interpretación del himno nacional estadounidense antes de un juego. Recordemos que por esta acción, en la que Kaepernick protestaba contra la brutalidad policial y la injusticia racial, el jugador fue condenado al ostracismo en la NFL y no ha podido jugar un solo partido en cuatro años.

Ver esta publicación en Instagram

Do you understand NOW!!??!!?? Or is it still blurred to you?? 🤦🏾‍♂️ #StayWoke👁

Una publicación compartida de LeBron James (@kingjames) el

Otro de los que ha dejado un mensaje explícito ha sido Jaylen Brown: "Si estoy allí, me detienen seguro", aseguraba en su cuenta personal de Twitter.

Steve Kerr también ha protestado por el asalto. El entrenador de los Warriors se caracteriza por tener un gran mensaje político y se esperaba que se pronunciara también en esta ocasión. "¿Qué demonios falla en Estados Unidos?", exclamaba.

Otras opiniones, como la de Michael Porter Jr., no han sido tan aplaudidas, como se puede ver en esta respuesta que le da Lou Williams en Twitter

Recordemos que un portavoz policial afirmó el lunes que Floyd se había resistido a ser arrestado por un delito de falsificación. La familia del fallecido, de su lado, denunció un uso "excesivo e inhumano" de la fuerza y acusó a la policía de racismo. Glenn Taylor, dueño de Minnesota Timberwolves, también mostraba su disgusto ante lo ocurrido. "Es simplemente una verguenza", aseguraba en declaraciones recogidas por Yahoo Sports.

Stephen Jackson, un exjugador que además compartía amistad con la víctima, ha sido uno de los que más afectados se ha mostrado. El que fuera campeón de la NBA con San Antonio Spurs se dirigía a Floyd como twin, gemelo, y el parecido físico entre ambos es notorio. Jackson ha roto a llorar en un mensaje colgado en su Instagram, incapaz de contener el dolor por el fallecimiento de su amigo.