NBA | NUGGETS 114 - CLIPPERS 104

Los Nuggets brillan tras las dudas y hacen sufrir a los Clippers

El equipo de Denver realizó un gran partido y venció a los Clippers pese a haber perdido estrepitosamente ante los Cavs la noche anterior.

Los Nuggets se repusieron de una dolorosa derrota en casa un día antes contra los Cavaliers y lo hicieron a lo grande: derrotando a uno de sus inmediatos perseguidores y uno de los máximos favoritos a hacerse con el campeonato allá por el mes de junio. El equipo de Colorado cambió la imagen como si nada hubiera pasado y ofreció una versión muy cercana a la mejor que les hemos visto en estos dos últimos años. 

Los Clippers fueron merecedores de la derrota ya que jugaron por pulsiones y no con un plan realmente claro. Y con ejercicio de maquillaje en los minutos finales, que fue donde pusieron algo de incertidumbre en el Pepsi Center. Perdieron 114-104 y preocupan de nuevo, más por la imagen que por el resultado. 

Se abrió la lata con expectativas que, al menos por el bando visitante, no se cumplieron. Leonard y Williams sorteaban a los rivales con su talento individual y era en jugadas sin construcción como conseguían las canastas. Malone se dio cuenta, apretó un poco las clavijas y sus jugadores asfixiaron en el segundo periodo a los californianos. El despertar de Michael Porter es, además, otra razón para soñar. Los Nuggets eran mucho más rápidos yendo al ataque, jugaban bien el bloqueo para luego distribuir y también el posteo alto de Jokic para que él fuera el director. Hay aficionados que opinan que el juego de este equipo es anodino o plano, pero en este partido no fue para nada la tendencia: viveza, efectividad y mucha consciencia. 

Harrell se unió a Williams y Leonard como únicas armas de 'Doc' Rivers en la ofensiva de los Clippers. Fue precisamente el entrenador el que daría la puntilla a su propio equipo, ya que éste remontó el vuelo en los últimos minutos y se colocó a seis puntos a falta de un minuto y medio antes de que el técnico fuera expulsado por protestar.