Competición
  • Premier League
  • Liga Portuguesa
Premier League
Liga Portuguesa

NBA | DALLAS MAVERICKS

Los Mavericks de Doncic, desaparecidos en el mercado

Doncic está convencido de que su equipo llegará a los playoffs, pero más allá de Porzingis, la franquicia no se ha movido en el mercado; la era post Nowitzki, llena de incertidumbre.

Luka Doncic saluda a sus compañeros durante un partido
LARRY W. SMITH EFE

El 12 de junio de 2011 es una fecha histórica para los Dallas Mavericks. Ese día, la franquicia texana ganaba el sexto encuentro de las Finales de la NBA a los Miami Heat consiguiendo el primer y hasta ahora único campeonato de su historia. Dirk Noiwitzki conseguía poner la guinda a una carrera histórica y lograba el tan perseguido campeonato. Era la culminación del proyecto que Mark Cuban había comenzado con el alemán como epicentro, un triunfo que había tardado 13 largos años en llegar.

Desde entonces nada. Esa victoria, que significó la redención tras el título perdido en 2006, puso punto y final a un proyecto que no ha vuelto a levantar cabeza. En las últimas 8 campañas, la franquicia se ha quedado sin playoffs en 4 y en la otra mitad no pasaron de primera ronda. Solo en 2014 demostraron una resistencia real contra los Spurs. En el resto del tiempo, fueron un equipo a la deriva que mantenía a Nowitzki como epicentro pero que veía como el alemán iba bajando sus estadísticas mientras que los movimientos realizados para reforzar al equipo no daban su fruto.

FILES-BASKETBALL-NBA-MAVERICKS-NOWITZKINowitzki celebra el título conquistado en 2011

En este momento, las noticias procedentes de Dallas son absolutamente inexistentes. Este último año han copado titulares gracias a Luka Doncic, que ha sido una de las sensaciones de la temporada y se ha llevado el Rookie del Año; pero han tenido el penúltimo peor récord del Oeste en una campaña que ha servido como homenaje a Nowitzki más que para otra cosa.

El fichaje de Porzingis daba una nueva perspectiva al equipo, pero desde entonces nadie ha sabido más de ellos. No se han movido en el mercado. Hace unas semanas los fans de Twitter se empezaron a impacientar por la escasez de noticias existentes en la agencia libre. Cuban no aparecía por ningún lado y el pesimismo se empezaba a adueñar de sus seguidores. El mandatario argumentaba que los jugadores que habían sonado para reforzar el equip (Kevin Durant, Kemba Walker, Nicola Vucevic, Al Hordford, Tobias Harris, Danny Green..) eran solo rumores y que de esos baloncestistas solo les había llegado a interesar uno.

¿Basta con Porzingis?

Parece que no. Su asociación con Doncic va a ser muy atractiva para el espectador, pero no deja de plantear dudas. En ninguna de sus tres primeras temporadas como profesional jugó los 82 partidos de la regular season, y la última se la pasó literalmente en blanco. Su salud plantea dudas, y aunque su nivel fue bueno cuando estuvo sano, muchos piensan que no es suficiente para cambiar el rumbo de una franquicia.

También han fichado a Marjanovic, y antes de eso Gustavo Ayón sonó para reforzar el juego interior del equipo. Y se han hecho con Delon Wright y son Seth Curry, además de renovar a Kleber, Powell o Finney-Smith. Profesionales alejados incluso de la burguesía de la Liga y que no son, ni mucho menos, incorporaciones que vayan a cambiar la suerte del equipo.

¿Es Rick Carlisle tan bueno? 

Otra de las grandes preguntas. Tiene una reputación intachable y es uno de los técnicos más respetados de la NBA. Cuenta además con el beneplácito de Mark Cuban y con el apoyo de los aficionados. Y, por supuesto, fue el gran hacedor del anillo de 2011. Pero desde entonces no ha hecho funcionar al equipo a pesar de contar con grandes plantillas. Ha tenido a Jason Terry, Jason Kidd, Monta Ellis, Vince Carter, José Manuel Calderón, JJ Barea, Tyson Chandler... todos ellos han pasado en algún momento por la franquicia sin hacerla funcional. Jugadores de distinto nivel pero que han demostrado mucho en la mejor Liga del mundo.

Tampoco fue capaz de adaptar a Rajon Rondo al equipo cuando llegó a Texas, y no ha logrado compatibilizar la vejez de su gran estrella con la capacidad para mantener al equipo competitivo. Es evidente que no todos son Popovich, pero 4 primeras rondas en 8 años parecen demasiado poco crédito para un entrenador tan valorado.

El destino de la franquicia, en manos de Doncic

Luka Doncic es la gran esperanza. Heredará la batuta de Nowitzki y se espera que de un salto de calidad enorme después de una temporada de ensueño. Ahora el mando es suyo. Si realmente los Mavericks llegan a playoffs el año que viene, será, presumiblemente, gracias al juego del ex del Madrid; 21+8+6 esta temporada, números espectaculares que lo dejan como uno de los mejores rookies de la historia.

El esloveno se ha mostrado convencido de la participación de su equipo en playoffs, pero vistos los pocos movimientos del mercado y los increíbles refuerzos de algunos de los equipos del Oeste, parece improbable. No hay hueco para todos. 

Eso sí, el destino de la franquicia está en manos del esloveno, y la falta de movimientos podría indicar que dentro de los Mavericks confían en que el futuro sea acorde al crecimiento de su nueva estrella. En él tendrán que poner sus esperanzas.