NBA | SPURS 120 - NUGGETS 103 (3-3)

Aldridge y DeRozan llevan a los Spurs al séptimo partido

La serie se decidirá el sábado en Denver después de que los Spurs aseguraran la victoria en casa con un gran último cuarto (30-18).

Los San Antonio Spurs han sido capaces de llevar a los Nuggets hasta el séptimo partido de una serie que ha pasado por todos los estados posibles y que ahora mismo no tiene un favorito claro. Los de Denver han acabado segundos, tienen la ventaja de campo y fueron mejores en el cuarto y el quinto partido. Pero los texanos tienen más experiencia en estas lides y han sido capaces de levantarse tras el mal partido de hace dos días a domicilio.

El de hoy se decidió en el último cuarto. Hasta entonces hubo igualdad máxima y hasta entonces la moneda podría haber caído de cualquier lado. Cayó para los Spurs, que fueron muy superiores en ese último periodo gracias a una gran actuación coral comandada por LaMarcus Aldrige (26+10+5) y DeMar DeRozan (25+7+7), este último jugando como no suele ocurrir siempre en playoffs.

Junto a ellos, otro tres jugadores acabaron en dobles dígitos de anotación (Gay, White y Forbes), sin olvidar los buenos minutos de Mills y Belinelli desde el banquillo. Todo esto sirvió para contrarrestar el partido de Nikola Jokic, un encuentro de otro planeta.

El pívot serbio fue el mejor del encuentro y quien mantuvo a los suyos peleando de tú a tú hasta el final del tercer cuarto. 43 puntos, 12 rebotes y 9 asistencias para él, números que sólo habían conseguido en playoffs Charles Barkley, Magic Johnson y Oscar Robertson. Mientras le duró la gasolina los Nuggets estuvieron en disposición de sentenciar la eliminatoria, pero cuando se le acabó nadie le tomó el relevo. Murray, con 16 puntos y 6 asistencias, fue el segundo más destacado, pero sin sobresalir lo suficiente como para ser decisivo.

Los Nuggets se encuentran ahora en una situación nada cómoda. A pesar de poder conseguir el pase ante su público, un segundo clasificado que tiene que lograr la clasificación ante el séptimo en el último partido de la serie siempre crea dudas. Y más en un equipo prácticamente sin experiencia en la post temporada. Habrá que ver cómo reaccionan los de Malone, a los de Popovich ya les conocemos de sobra. Y estando él en el banquillo nadie puede fiarse un pelo.